Casi el 60% de las mujeres golpeadas en Neuquén no hace la denuncia

Así se desprende de una encuesta realizada por la Secretaría de Derechos Humanos y Sociales. La comisaría que recibió más denuncias fue la del Bajo.

Con la finalidad de bajar los índices de violencia familiar, a partir del 14 de julio comenzará a funcionar una mesa de trabajo.

Neuquén > Con el objetivo de conocer el problema de la violencia familiar en la ciudad de Neuquén a través del contacto directo con las mujeres, la  Secretaría de Derechos Humanos y Sociales de esta ciudad realizó un relevamiento a fines de 2008 y principios del presente año teniendo en cuenta las denuncias recibidas en trece comisarías, que arrojó que el 33 por ciento de las mujeres sufrió o sufre violencia familiar, el 68 por ciento conoce a una mujer que sufre o sufrió violencia familiar, y sólo el 40 por ciento de las víctimas realizó la denuncia.
De ellas, el 70 por ciento denunció el hecho en una comisaría y la mitad dijo haber recibido una respuesta mala o regular cuando hizo la denuncia (ver infografías). En el período 2008-2009 la cantidad de denuncias recibidas en las comisarías de la ciudad es de 2.723.
Con la finalidad de bajar los índices de violencia familiar y que las mujeres que la sufren puedan contar con una atención correcta y adecuada, a partir del 14 de julio comenzará a funcionar una mesa de trabajo, según anunciaron representantes de la Secretaría de Derechos Humanos y Sociales de esta ciudad.
Participarán de esta iniciativa el Poder Judicial, Policía, Consejo Provincial de la Mujer, Ministerio de Desarrollo Social, Centro de Atención a la Víctima, Servicio de Violencia Familiar, Subsecretaría de Derechos Humanos y Sociales, Defensoría del Pueblo, y otros actores institucionales y sociales vinculados a esta problemática.
"La idea es que se puedan articular acciones conjuntas para poder llevar adelante una política de Estado y aprovechar al máximo los recursos existentes para lograr bajar los niveles de violencia que se registran en la ciudad", señaló Valeria Amstein, directora de Perspectiva de Género e Igualdad de Oportunidades dependiente de la Secretaría de Derechos Humanos y Sociales.
Amstein advirtió que "una de cada tres mujeres es o será víctima de violencia de género y de los casos denunciados casi el 60 por ciento acude a una comisaría. Hay que tener en cuenta que menos del 50 por ciento de las mujeres que sufre violencia hace la denuncia", explicó.
En la Argentina, alrededor del 30 por ciento de las mujeres sufre o ha sufrido violencia familiar en algún momento de su vida y cada 2,5 días muere una mujer a manos de su pareja o ex pareja.
"Estos números son alarmantes y nos dejan ver una cuestión fundamental para comprender este problema: la violencia familiar no es un problema privado o individual, es un problema social, ya que afecta las vidas de muchas mujeres y por lo tanto requiere de una fuerte intervención del Estado", expresaron.
La iniciativa de llevar adelante esta mesa de trabajo surgió durante la reunión que representantes de la Secretaría de Derechos Humanos y Sociales mantuviera esta semana con el presidente del Tribunal Superior de Justicia, Oscar Massei.

Reclamo al TSJ
Pidieron a Massei la intervención del Poder Judicial en la aplicación de la Ley 2.212, que establece el régimen de asistencia y protección a las víctimas de violencia familiar en el ámbito provincial. "Esta ley establece las acciones que deben tomar los juzgados de familia o civiles con competencia en familia cuando llega una denuncia por violencia familiar", señaló Amstein.
Advirtió que el problema es "que los juzgados están desbordados de casos y nunca se cumplen los pasos que establece la ley y que tienen que ver con la necesidad de una intervención rápida para proteger la vida de las mujeres que sufren violencia porque cotidianamente están en esa situación y su vida, como la de sus hijos, corre peligro".
Consideraron que es necesario designar personal para los juzgados y, al mismo tiempo, que se evalúe la creación de un nuevo juzgado de familia, que se sumaría a los cuatro que actualmente existen en Neuquén capital.
Ovadilla se mostró esperanzada con la respuesta brindada por Massei, "quien se comprometió a trabajar, por un lado, en la articulación del gabinete interdisciplinario con los jueces de familia y, por el otro, entre los jueces de instrucción y los de familia y de esta manera tomar medidas en conjunto".
Tanto Amstein como Ovadilla consideraron que actualmente existe "una apertura hacia la problemática de género" dentro de los órganos de gobierno y "una evaluación de que es necesario diseñar políticas" que brinden una solución a esta problemática.
Desde la Secretaría de Derechos Humanos y Sociales de esta ciudad mantuvieron reuniones con el Jefe de Policía de la provincia, Juan Carlos Lepen, y con representantes de las 14 comisarías de la ciudad.
Plantearon la necesidad de que en cada comisaría de la ciudad funcione una oficina destinada específicamente a atender a las mujeres en situación de violencia familiar, con oficiales capacitados y de esta manera no sea cualquier persona quien reciba a las víctimas de la violencia de género que llegan a las comisarías para realizar las denuncias.
Así también la implementación "de una guía para la actuación del personal policial en los casos de violencia familiar", que está conformado por el Protocolo de Violencia Familiar elaborado por los ministerios de Justicia y de Desarrollo Social de la provincia, que consisten en difundir, sensibilizar y capacitar a las mujeres de los barrios sobre la violencia de género.
"La aplicación del mismo garantizará que todo el personal policial trabaje con el mismo criterio, brindando una adecuada atención a quienes realizan la denuncia", aclaró Amstein.
De las 14 comisarías que hay en Neuquén capital, sólo dos (la Tercera y la Doce) cuentan con personal capacitado o especializado para atender a las víctimas de violencia familiar, y, además utilizan el protocolo para el abordaje de estos casos. Aunque el protocolo está en vigencia desde marzo de este año aún no se ha implementado en las comisarías. Lepen se comprometió a implementarlo.

Deja tu comentario


Lo Más Leído