En pasado y presente

El grupo entrerriano Tocomochos llega hoy para presentar "¡Afuera!". La obra saldrá a escena a las 21.30, en la sala Ámbito Histrión, en el marco del 19º Circuito Nacional del Teatro.

La puesta que toma la novela "Don Segundo Sombra", de Ricardo Güiraldes, es interpretada por Gustavo Bendersky y dirigida por Ignacio Koonstra.
 
Neuquén >  En el marco del 19º Circuito Nacional del Teatro una nueva propuesta llega desde Entre Ríos a esta ciudad. Es que el ciclo organizado por la Cooperativa La Hormiga Circular de Villa Regina recibirá al grupo Tocomochos que vendrá a presentar su obra “¡Afuera!”, un espectáculo que, según ellos mismo definen, es una “gauchada teatral en colaboración con el Don Segundo Sombra”.
Dirigido por Ignacio Koonstra e interpretado por Gustavo Bendersky, este unipersonal que se apropia de la novela de Ricardo Güiraldes y otros textos de la literatura gauchesca surgió del genio de ambos artitas y como producto de cuatro años de investigación y asesoramiento.
De gira por cinco ciudades de la región, la presentación local tendrá lugar hoy a las 21.30 en la sala Ámbito Histrión (Chubut 240).
 
Intertextualidad
“No es exactamente una adaptación de Don Segundo Sombra, es una versión muy libre.  De la novela tomamos la fábula, pero lo que nosotros hicimos fue ir cruzando el relato con otros textos como el “Martín Fierro”, el “Fausto” de Estanislao del Campo o con "Juan Moreira". Todo el tiempo tratando de vincular con el hoy esa figura mítica que construye la literatura acerca del gaucho, porque lo que tomamos como prototipo del gaucho es en cierta medida una construcción literaria”, detalló Bendersky, quien se reparte entre la  interpretación de varios personajes como el propio Fabio Cáceres y Don Segundo Sombra, pero que también aparece en primera persona, a veces como narrador a veces como sí mismo.
“Tratamos de construir un lenguaje propio y una de las características es que trabajamos básicamente a partir de la presencia del actor. Es una propuesta estética que tiene que ver con la idea del ‘cuentacuento’. Lo que tratamos de proponer es un triángulo entre la historia, el espectador y el actor”, profundizó el artista que junto a otras cinco personas conforma el grupo nacido hace cuatro años en la capital dentrerriana.
 
Buscando rastros
Guiados por una curiosidad "historicista", no así costumbrista, la puesta que tuvo su estreno en marzo de 2010 en Mérida, México, durante el 1º Festival Iberoamericano de Teatro, hace hincapié en esta figura para preguntarse cuáles son las continuidades y discontinuidades en el marco del denominado “ser nacional”.
“El espectáculo está atravesado por la pregunta de qué significa ser un gaucho. Qué tenemos los argentinos contemporáneos de él y cuánto tiene que ver con nuestra identidad. Por eso decimos que es una versión libre, porque la novela es una excusa para hablar de otras cosas”, dijo el actor.
Esas otras cosas que aparecen tienen que ver con un mirada más profunda del texto literario. Una lectura en la que el discurso deja su ‘inocencia’ de lado y puede entenderse como construcción de un proyecto político en el que algunos estan dentro y otros están fuera.
“La idea no es hacer un retrato costumbrista del gaucho, sino más bien preguntarnos hoy qué quedó de ese gaucho. Sobre todo porque durante el proceso de construcción éramos conscientes de que leíamos literatura, pero que en el momento en que los textos fueron publicados, en realidad eran documentos de discusión política de qué modelo país se quería imponer y qué lugar tenía el gaucho dentro de eso”.

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario


Lo Más Leído