El clima en Neuquén

icon
Temp
54% Hum
La Mañana médico

Gran médico y enorme hombre

Tuvo posibilidades de seguir su carrera profesional en otras ciudades, pero eligió a Neuquén.

En medio de los festejos por un nuevo aniversario de la ciudad de Neuquén, bien vale la pena recordar a un hombre que hizo mucho por la capital y que fue un ejemplo de sacrificio y solidaridad por la salud pública, servicio indispensable para el desarrollo de cualquier pueblo.

Como tantos pioneros y próceres que tuvo Neuquén, Eduardo Castro Rendón dejó una huella profunda que se aún se mantiene y debe ser el ejemplo de quienes trabajan cuidando y curando y previniendo enfermedades.

Te puede interesar...

Vale recordar que nació en Buenos Aires un 20 de septiembre de 1898 y que llegó a estas tierras en 1926 cuando apenas llevaba cuatro años como médico, postergando una beca que había ganado para capacitarse en los Estados Unidos.

La historia indica que vino a hacerse cargo de la Asistencia Pública por poco tiempo, pero que al ver las pésimas condiciones en las que vivían los neuquinos en aquellos tiempos, decidió quedarse a trabajar.

Castro Rendón hizo de todo. Trabajó con astucia e ideas simples para enfrentar la desnutrición infantil, inició fuertes campañas de vacunación para bajar la mortalidad de niños y niñas y se encargó de impulsar planes de desinfección para frenar la enfermedad de chagas.

Fue el hombre que, además, reclamó y gestionó la construcción del primer hospital, que dirigió durante 20 años, fue socio fundador de la cooperativa CALF, ocupó cargos públicos como ministro de Asuntos Sociales en 1958 y dedicó mucho tiempo en favor de la calidad de vida de los neuquinos.

Mañana se cumplen 124 años de su nacimiento. Por eso, este recordatorio y homenaje.

Lo más leído

Leé más

Noticias relacionadas