Lo mejor de lo mejor

La obra social Sosunc es responsable del único teatro lírico en construcción en Argentina.

Por Gladys Azpeytía

La obra estará concluida a mediados de 2010. Tendrá una capacidad para 500 espectadores, y contará con un restaurante que contendrá obras de arte.

La cultura local recibirá un gran respaldo cuando la construcción del Teatro Universitario de Sosunc culmine a mediados de 2010. La obra fue construida con la intención de poder albergar a espectáculos de importante envergadura y nivel internacional.
El nuevo espacio será un teatro lírico, particular por su tipo en la región. Además, se ser el único con esas características que se está cosntruyendo en el país.
Se han considerado todos los detalles, y los expertos contratados son los mismos que fueron convocados para hacerse cargo de  la remodelación del teatro Colón.
El confort será el anfitrión de los visitantes, ya que un moderno hall -que oficiará de restaurante y sala de arte- los recibirá. La sala contará con 500 butacas, cuyo diseño y ubicación garantizarán la perfecta visión y audición de cualquiera de los espectáculos que se ofrezcan en el lugar, independientemente de la presencia de público.
Nada quedó librado al azar en la construcción del nuevo lugar.  Espacio concebido especialmente para la actividad teatral, contará con un camarín de importantes dimensiones que le permitirá a los artistas instalarse cómodamente antes de cada función. Y un sistema especial ubicado en el escenario, permitirá al teatro contar con un foso para las orquestas que visiten la región.

Una apuesta mayor
Para la construcción del nuevo teatro, los responsables de Sosunc consultaron a expertos que fueron modificando los planes iniciales. “Al principio teníamos un diseño que no estaba apuntado a un teatro de estas características, era mucho más chico”, señaló Aldo Sosa, secretario de la obra social. “Estaba pensado para 300 personas”, añadió.
El estudio de arquitectura responsable de los planos se encuentra en Cipolletti, es Línea Sur Arquitectos, con Juan Pablo Vilanova y Rodrigo Marcelino como responsables. “Los arquitectos son gente de la región que se recibieron en La Plata”, señaló Sosa. “Ellos, haciendo averiguaciones y recibiendo las sugerencias de otros colegas, nos ofrecieron la posibilidad de hacer un teatro de estas características, y así se empezó a proyectar algo de esta envergadura”, agregó.
Los nuevos planes requirieron de especialistas para poder cumplir con las expectativas. “Hicimos una reunión en Buenos Aires y nos preocupamos por contratar a expertos. Queremos tener lo mejor de lo mejor”, enfatizó Sosa. Quien, luego, ejemplificó: “La gente de sonido (TL Acoustic) viene a supervisar el desarrollo del montaje de todo esto para que se haga bien. Ellos son muy profesionales, en la Argentina están dentro del grupo de los mejores. Son una las empresas que está trabajando en la reconstrucción del teatro Colón, son gente muy capacitada”.

Un rompecabezas
El edificio contará con resto bar en el hall que servirá de acceso a la sala. Tendrá un tamiz de madera, agua ubicada en el piso y vegetación. Estará en desnivel con relación a la sala teatral.
El espacio dedicado específicamente al teatro contará con 8 metros de altura. También contendrá un espacio de descarga y depósito en su parte más baja, un foso para la orquesta que se podrá disimular, según la necesidad, y un camarín cuyas dimensiones permite transformarlo en cuatro, si fuera necesario dividirlo.
La construcción de la sala requiere seguir minuciosamente los pasos determinados para garantizar la acústica. “El teatro tiene que sonar de la misma manera a sala llena como a sala vacía”, afirmó Elda Michelli, presidente de la obra social.
Para la concreción de la obra, se deben ir completando etapas. “La estructura edilicia, que es la que conforma la caja cuadrada, es la primera que se arma. Después vienen los técnicos de sonidos y hacen las mediciones de sonido para poder construir después lo que va a ser, desde adentro, el teatro”, explicó la presidenta. “Los técnicos definen la panelería, que es toda la estructura que va a estar alrededor”, agregó Michelli, “se va construyendo como un rompecabezas”, ejemplificó.
La sala contará con un sector de platea baja y un pullman. En la sección inferior, las butacas estarán distribuidas en diez filas,  distanciadas por 15 cm.

El escenario
Una de las particularidades que ofrecerá la sala será un gran escenario con múltiples posibilidades de adaptación. “Cuando armamos el proyecto, quisimos saber cuáles eran las necesidades”, explicó Sosa. “Además, vemos que Neuquén es una región donde los grandes espectáculos en el nivel internacional apuntan mucho, y hacía falta un escenario característico”, agregó.
Las tablas construidas para el teatro Sosunc contará con 14 metros de largo por 14 de ancho, y tendrá una altura de 1,10 metros sobre el nivel de la platea. “Estuve hace poquito en el Colón, viendo las obras de reconstrucción, y en proporción nuestro escenario es más grande”, señaló Sosa.
Además, el escenario tendrá un sistema móvil en el piso que le permitirá deslizarse y dejar al descubierto un foso, destinado a las orquestas, con espacio para garantizar la comodidad de los músicos. En caso que sea necesario, también podrá adaptarse para agregar mayor cantidad de butacas.

Aporte especial

Entre las personas que aportaron desde su conocimiento se encuentran el del dramaturgo considerado representante de Neuquén. “Tuvimos el valioso aporte de Alejandro Finzi, mundialmente reconocido”, comentó María Rasetto, vicepresidenta de Sosunc. “Él volcó toda su trayectoria, experiencia y conocimiento de teatros del mundo y nos ayudó a dirimir algunas cuestiones de estructuras, técnicas y diseño”, detalló.
Además de opinar sobre temas estructurales, el escritor también escribió una obra original para el día del estreno del teatro Sosunc, que se llama “Grieta de luna llena o aventuras en la Isla 132”.

Arte acústico

Para que la sala cuente con buen sonido no es necesario reducir todo a una estructura determinada, la posibilidad de aportar belleza al entorno no es ajena a la cuestión. “En el techo va a quedar un espacio y se va a colocar algo de forma redondeada”, explicó Sosa. “Todavía no saben la cantidad que va a ser necesaria porque primero van a medir la acústica en todos los puntos del teatro”, agregó.
Para ocupar dicho espacio se va a convocar a los artistas para que aporten su creatividad. “Se va a hacer un concurso, siguiendo las indicaciones de los técnicos, para ver qué se va a colocar en ese espacio. La idea es colocar una obra dentro de lo que es el teatro”, aclaró Michelli.
Por su parte, Sosa aportó: “Cuando uno se introduce en este mundo del sonido se da cuenta que es muy específico y muy particular”.

Fuente de ingreso

La obra social ve en el teatro no sólo la oportunidad de generar un espacio más para la cultura, también prevé la posibilidad de contar con una nueva fuente de ingresos. “El espacio lo construimos con los ahorros que tuvimos desde 2004 hasta la fecha, y sabemos que puede generar recursos”, afirmó Michelli. “Sabemos que los alquileres del teatro son importantes. Ese también es un objetivo para la obra social”, agregó
“Se nos critica por hacer la sala en Neuquén”, señaló Rasetto, “pero es donde se concentra la mayor cantidad de nuestros afiliados, eso lo tenemos presente”, añadió.
El crecimiento constante de Neuquén también es uno de los fundamentos para la creación del teatro. “Como cambia la ciudad, pensamos en que puede haber festival de teatro con salas simultáneas y nuestro teatro de Sosunc está ubicado en un eje urbano significativo”, enfatizó Michelli.

Ser integral

La idea de tener la propia sala de teatro nació en Sosunc en 2004. Con $15 mil comenzó el ahorro que permitiría lograr el sueño. “Ésta es una obra social y el único aporte es el del afiliado”, señaló Michelli. “Nosotros no pedimos créditos para hacer el teatro, lo hacemos con lo que la entidad recauda”, acotó.
La sala teatral ya era parte del proyecto inicial del nuevo edificio de la obra social. En la base del proyecto está una concepción del ser humano como un ser integral, al cual la entidad debe responder en todas las áreas que le sea posible.
“Creemos que la obra social está dedicada a cuidar la salud de los afiliados, y pensar en una cuestión de cultura ayuda al beneficio de la salud”, indicó Michelli. “Pensamos en el cuidado de la salud no sólo como reparadora, sino también como la posibilidad de crear el ambiente propicio para que generemos un estado de bienestar”, agregó, explicando que en esa misma línea fue que se concretó la sala de arte bajo la dirección del curador Marcelo del Hoyo.

La ciencia del sonido

Para poner en marcha el Teatro Universitario Sosunc, los responsables no ahorraron en detalles. Una de las mayores preocupaciones que manifestaron los constructores fue la problemática de la acústica. Para garantizar buen sonido durante las funciones a la estructura de cemento se añadirá una panelería que conformará la caja del teatro. “Lo que me impactó es que, una vez que se instalan los paneles, se hacen unas mediciones que indican la porosidad de los materiales”, señaló María Rasetto.
La problemática del sonido, afecta directamente a toda la estructura y los materiales que se emplearán en la sala. Los técnicos de sonido deciden desde la particularidad del piso, hasta la tela que se empleará para el telón para controlar los rebotes y reverberancia.
“Hay que prestar atención al aire acondicionado”, manifestó Sosa. “Tiene que tener determinada cantidad de decibeles, y sólo se consigue en Estados Unidos o Francia. Ya averiguamos en aduana, después tenemos que definir donde lo compraremos”, aclaró.

Te puede interesar...

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario


Lo Más Leído