El clima en Neuquén

icon
20° Temp
44% Hum
La Mañana ministro de economía

Massa sondea una nueva vía para conseguir dólares

Busca un acuerdo de intercambio automático de información fiscal con Estados Unidos para rastrear cuentas sin declarar. La iniciativa para buscar dólares se suma al reciente "dólar soja" y las negociaciones por créditos con varios organismos internacionales

Luego del relanzamiento del “dólar soja”, el ministro de Economía, Sergio Massa, sigue a la caza de dólares y buscará un acuerdo de intercambio automático de información fiscal con Estados Unidos para rastrear cuentas sin declarar en ese país.

En un escenario de reservas casi inexistentes, el funcionario quiere ir por unos US$100.000 millones que ciudadanos argentinos tendrían sin declarar en bancos estadounidenses. Además de buscar dólares, la medida tiene corte fiscal porque el incremento de la recaudación es uno de los puntos del acuerdo con el FMI.

Te puede interesar...

Lo que busca Massa es reconvertir el acuerdo firmado en 2016, que preveía un intercambio de información "a requerimiento" de la AFIP, por otro de intercambio automático. Con la primer modalidad la AFIP debe solicitarle al IRS estadounidense datos del banco concreto donde tiene la plata el contribuyente y el período puntual de fiscalización. En cambio, con un intercambio automático EE.UU. mandaría una vez al año toda la información de los depósitos de argentinos en todos los bancos.

Para algunos tributaristas es difícil que el acuerdo prospere porque EE.UU suele ser reticente a compartir su información, e incluso en casos en los que firmó no cumplió con regularidad.

Este intento de Massa por buscar dólares se suma al reciente “dólar soja”, cuya liquidación ya viene superando los US$ 300 millones y según los exportadores podría llegar a los US$5.000 millones este mes.

Si el Gobierno consigue los US$5.000 millones que busca, dicen los analistas, sería un gran alivio para el problema inmediato de la falta de dólares, pero no resolvería los problemas de fondo ni corregirá la gran cantidad de distorsiones.

Unos de los problemas que traerá el nuevo dólar soja, según algunos analistas, es que el tipo de cambio mejorado para los sojeros generará que otros sectores también reclamen un cambio más alto para sus exportaciones. La gran pregunta es qué pasará cuando termine el régimen y cómo reaccionarán los sectores que no fueron beneficiados con un tipo de cambio diferenciado.

Otras medidas que está intentando Massa para buscar dólares es acelerar desembolsos pendientes con organismos internacionales, como el BID, CAF y el Banco Mundial, que podrían aportar unos US$1.200 millones extra a las reservas.

Y otra medida en estudio sería la negociación de un préstamo conocido como “repo”, es decir un crédito de uno o más bancos internacionales en dólares por unos US$2.500 millones. Estos fondos también podrían usarse para recomprar bonos del Tesoro en dólares, aprovechando que los precios están muy bajos.

Aunque el plan de Massa no incluye una corrección del tipo de cambio, en el Gobierno reconocen que en algún momento habrá que acelerar el ritmo de devaluación. Sin embargo, esto no sería inmediato ya que acelerar el “crawling peg” podría tener un mayor impacto inflacionario.

Además de buscar dólares, el plan de Massa incluye también un recorte de subsidios a las tarifas de servicios públicos. En el caso de la electricidad, se subsidiará sólo hasta 400 Kw (lo que alcanzará al 80% de los usuarios), mientras que en el gas se seguirá la misma lógica pero habrá una diferenciación por regiones según las diferencias climáticas y el costo de distribución.

Lo más leído

Leé más

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario