Revientan portón, duermen a la perra y roban dos autos

Sucedió en el Arévalo y hasta anoche, no había novedades de los vehículos.

La impunidad en materia de robo de vehículos se hace sentir con mucha fuerza y esta vez, con una gran audacia, se llevaron dos autos sin ningún tipo de inconveniente. El hecho ocurrió en el barrio Arévalo y los vecinos no ocultan su preocupación por el accionar de los ladrones, que reventaron un portón, drogaron a una perra y huyeron con dos rodados.

En un lapso de pocos días, la delincuencia se mostró sin tapujos y la Policía local casi que quedó de espectadora. Después del violento asalto en el predio de La Amistad, donde tres hombres se apropiaron de una Toyota Hilux, ayer en la madrugada, con un trabajo delictivo que habrían liderado no menos de tres personas, consiguieron entrar a un patio cerrado donde había dos autos, un Peugeot 207 y un Volkswagen Golf, y se los llevaron con rumbo desconocido.

Te puede interesar...

El hecho se desarrolló sobre calle Simón Bolívar al 200, frente a las vías del ferrocarril, y los ladrones se movieron con una gran agilidad, logrando forzar un pesado portón. En apariencia, se trató de un hecho premeditado porque el animal que cuidaba el lugar, una perra, fue dormido con alguna potente droga. “Recién al mediodía se despertó”, explicó a este diario una familiar de las víctimas.

Apenas comprobaron el robo, los vecinos del Arévalo se comunicaron con la Comisaría Cuarta y realizaron la correspondiente denuncia. Aunque se inició una búsqueda en distintos lugares, anoche los vehículos seguían sin aparecer. Entre otras medidas, los damnificados estuvieron chequeando grabaciones de cámaras de seguridad, pero no obtuvieron ningún dato.

La inquietud por el robo de vehículos en la ciudad crece y mientras algunos reclaman más patrullajes, otros piden medidas de control estrictas. En el caso del Arévalo, hay presencia policial, pero ante los últimos hechos los vecinos ya están pensando en organizarse y sumar otras herramientas preventivas.

Hasta ahora, ni las fuerzas de seguridad ni el Ministerio Público Fiscal han anunciado posibles procedimientos que frenen un tipo de ilícito ya común y que causa múltiples perjuicios a las familias.

Hace una semana también se produjo un hecho poco habitual y muy peligroso: un atraco a mano armada para llevarse una camioneta Toyota Hilux. Sucedió en un predio deportivo cercano al Anai Mapu y el vehículo, propiedad de un viedmense, no volvió a aparecer. La denuncia se radicó en la Comisaría 45.

Autos robados

Los parabrisas, también en la mira

Al robo de vehículos hay que sumarle hechos menores como la sustracción de autopartes. Cada tanto, actúan los denominados robarruedas. Sin embargo, los mismos protagonistas de esos ilícitos y otros que evidentemente se van sumando en el tiempo, no perdonan a los vecinos y ante el menor descuido, se llevan elementos valiosos como los parabrisas. Uno de los últimos incidentes tuvo lugar el miércoles por la noche en el barrio Godoy, donde desconocidos se apropiaron del parabrisas de un Volkswagen Senda estacionado sobre España.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído