El clima en Neuquén

icon
25° Temp
46% Hum
La Mañana Policiales

Se mantuvo prófugo por ocho meses, lo atraparon y volvió tras las rejas

Juan Carlos Sánchez Parra tiene unas 12 causas en proceso de investigación en su contra que no podían avanzar dada su evasión.

Juan Carlos Sánchez Parra pasó meses burlando a la Policía y la Justicia, pero finalmente esta semana, quedó tras las rejas. El joven de 27 años actualmente tiene más de 10 legajos en proceso en su contra por distintos hechos y quedó detenido tras ser identificado cuando andaba en una moto robada.

Cabe recordar que el domingo pasado, Sánchez Parra fue detenido cuando circulaba en una moto por el sector de calles Pitrol e Islas Malvinas, alrededor de las 22. Los efectivos le dieron la voz de alto en el marco de una identificación de rutina, pero pronto lo reconocieron; es que el delincuente no sólo tiene un amplio prontuario sino que se encontraba evadido de la Justicia hacía meses.

Te puede interesar...

El delincuente prófugo de la Justicia circulaba a bordo de una moto Honda Twister de 250 centímetros cúbicos de cilindrada. Al notar la presencia de los policías, aceleró y comenzó la huida por calle Pitrol, en dirección al sur. Sin embargo, a tan solo 10 metros de la avenida Mosconi (ex Ruta 22), derrapó, cayó y fue aprehendido.

También fue secuestrada la moto, tras verificarse que contaba con un pedido de secuestro por robo.

En ese contexto, la Fiscalía de Robos y Hurtos, tras ser alertados de su detención, pidieron una audiencia urgente. Al día siguiente, el asistente letrado Gastón Medina le formuló cargos por otros tres hechos y pidió que el ladrón quede en prisión preventiva.

El primer hecho por el que el letrado lo acusó ocurrió “entre el 15 de diciembre de 2021 y el 1° de febrero de 2022” cuando el joven habría recibido una motocicleta Honda Tornado 250 cc. “a sabiendas de su origen ilícito”.

El 1° de febrero, policías motorizados que realizaban un patrullaje vieron a dos personas circulando por calles Saturnino Torres y Ricchieri, a quienes intentaron identificar. Sin embargo, al dar la voz de alto, los sospechosos intentaron darse a la fuga y finalmente, al llegar al cruce de Picunches e Islas Malvinas, abandonaron el rodado y entraron a una vivienda para evitar ser identificados.

Verificando la motocicleta, los efectivos comprendieron que el motivo de su huida era que circulaban en una moto sobre la cual recaía un pedido de captura desde el 15 de diciembre pasado, cuando al parecer había sido robada estando estacionada sobre una vereda de Alderete al 500.

El segundo hecho según la teoría de la fiscalía ocurrió el 29 de junio alrededor de las 21, cuando Sánchez Parra junto a un cómplice sustrajeron una moto marca KTM de la cochera de un edificio de calle Yrigoyen. Esa situación quedó registrada en video, lo que permitió dar con el joven.

Finalmente, lo acusaron una vez más por “haber recibido a sabiendas de su origen ilícito” una moto Honda Twister robada el 14 de octubre en calle Primeros Pobladores al 800, donde había sido dejada estacionada por su propietario con candado y alarma.

Justamente esta motocicleta se halló en su poder en la detención del pasado domingo 6 de noviembre, a raíz de la cual quedó detenido.

Tras enumerar la evidencia de cada hecho, Medina pidió acusar al joven ladrón por los delitos de encubrimiento por receptación dolosa (dos hechos) y hurto simple (un hecho).

Asimismo, el funcionario de la fiscalía informó que Sánchez Parra estaba prófugo de la Justicia desde marzo. En febrero, se lo había acusado por tres hechos de robo y encubrimiento, a raíz de los cuales había quedado detenido en prisión preventiva.

Sin embargo, días más tarde, un tribunal revisor le devolvió la libertad. En un rondín sorpresivo del 31 de marzo, se le perdió el rastro hasta agosto, cuando se lo demoró durante un allanamiento.https://www.lmneuquen.com/cayo-un-robo-y-lo-largaron-un-error-la-comisaria-n940416

En ese marco, la fiscalía dio la orden de liberar a varios de ellos, aunque no a Sánchez Parra, a quien buscaban hacía meses, pero éste se las arregló para engañar a los efectivos y tomar la calle al dar un nombre falso.

Además, Medina indicó que también tiene en proceso otras seis causas de delitos de igual naturaleza y otros tres por abusos de arma, con lo cual el número de legajos en su contra asciende ahora a 12.

Teniendo esto en cuenta y un antecedente condenatorio, el asistente letrado remarcó que de ser nuevamente condenado, el joven recibiría una pena efectiva, utilizando este argumento (y sus reiterados incumplimientos de medidas cautelares) para fundar el riesgo de fuga y requerir su prisión preventiva por seis meses.

A pesar de la oposición del abogado particular Marcelo Muñoz, la jueza Estefanía Sauli tuvo por formulados los cargos y dictó la cautelar más gravosa.

Lo más leído

Leé más

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario