Me A-Nimo a todo: sueño cumplido para el gatito

Memorable. Juan María Nimo debutó en la Copa Bora en La Pampa y llegó 13º entre 23 pilotos. Después de cinco años, finalmente recibió la licencia para competir. Admirable.

Neuquén.- "Fue una fiesta. Lo viví de esa manera. Estoy muy contento por haber podido correr". Las palabras pertenecen a Juan María Nimo, que ayer no sólo completó su primera final compitiendo en la Copa Bora 1.8 Turbo, sino que pudo cumplir un sueño más en su increíble e inspiradora vida: ser parte del automovilismo nacional.

El Gatito tuvo una destacada participación finalizando en la posición 13 entre 23 pilotos por la 12ª fecha, que se disputó en el autódromo de Toay, en La Pampa.

La carrera se la llevó Franco Morillo y el podio lo completaron Pablo Melillo y Lautaro Panet. El Gatito quedó con un tiempo de 22m 33s 063/100, a 53s 872 de la punta.

"A pesar del poco tiempo de prueba con el auto, me sentí cómodo. Funcionaron bien los frenos y el acelerador. Al final me quedé sin gomas y por eso preferí ser cauto y mantener en pista", dijo Nimo a LM Neuquén.

Rompiendo barreras


Para Juan, la de ayer no fue una jornada más porque tuvo que esperar cinco años para recibir la acreditación que le permitiera acceder a la competencia nacional.
"Esperé mucho tiempo para esto. Hay que seguir rompiendo barreras para la inclusión de las personas con discapacidad", expresó el piloto.

"Me sentí cómodo, fue una fiesta. esperé mucho tiempo para esto", le dijo el piloto a lm neuquén.

El Gatito, después de su accidente en motocross en 2006, que le privó la posibilidad de seguir caminando, siempre pensó en mantener una vida activa y llena de desafíos. Tal es así que fue habilitado para competir en la Monomarca Gol que se disputa a nivel provincial, como también en el Rally de Neuquén.

14 vueltas completó en su primera participación.

Sin embargo, él quería más y después de años de golpear puertas, las autoridades consideraron que tiene el conocimiento y las habilidades necesarias para competir con los demás pilotos.
En Argentina hay un antecedente similar al de Nimo. Adrián Hung tuvo un accidente en Monza compitiendo en la Foórmula Italiana en 1996. Le amputaron la pierna izquierda y el pie derecho. A pesar de sus dificultades, en 1999 fue campeón en la Clase 2 de Turismo Nacional.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído