"Es el miedo de todos los técnicos", admitió el ayudante de campo de Rodolfo Arruabarrena, Diego Markic. "El partido con Central está muy cerca. La presión de estos cuatro años, que fue sacarse una mochila de encima, no creo que pese. Van a afrontar de la mejor manera el partido. Es difícil por la proximidad a un festejo. El domingo no jugás por nada, conociendo al plantel con la cabeza que tienen los afrontarán los dos de la mejor manera", agregó.

Además, Markic habló del futuro y, sin decirlo, confirmó su interés en seguir. "Todavía no miramos a nadie para incorporar en el próximo mercado, cada uno de nosotros tiene jugadores que nos gustan, pero aún no charlamos nada", lanzó.

Mientras tanto, Boca volvió a los entrenamientos luego de la gran alegría y el Vasco dio una charla al plantel para no perder la brújula y ganar la final de mañana, desde las 21:10, en Córdoba.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído