Petrolero condenado por violar a su sobrina de 11

Los testimonios de la niña y su tía fueron claves durante el juicio.

Gretel Olivares
policiales@lmneuquen.com.ar


Neuquén.- Fue declarado culpable de violar a su sobrina de 11 años. Un tribunal de jueces condenó ayer por unanimidad a Alberto Benedicto Soto, el petrolero de Rincón de los Sauces que fue sorprendido por su mujer en la habitación donde dormía la niña.

El caso estremeció a la comunidad de Rincón y movilizó a la opinión pública de Neuquén cuando salió a la luz, en octubre de 2015. Dos semanas después, otra tragedia afectaría a la familia: el padre de la niña sufrió un paro cardíaco y murió.

Ayer, a ocho meses de la denuncia y luego de cuatro jornadas de juicio, el tribunal integrado por los jueces Ana Malvido, Alejandro Cabral y Héctor Rimaro dio su veredicto de culpabilidad.

Soto estaba acusado por los delitos de abuso sexual gravemente ultrajante en concurso real con abuso sexual con acceso carnal agravado, por la calidad de sujeto activo encargado de la guarda y por aprovechar la circunstancia de convivencia temporaria con una menor de 18 años.

El fiscal del caso, Andrés Azar, acreditó ante los jueces que los ataques ocurrieron en al menos cuatro oportunidades, entre febrero y octubre de 2015. Sucedieron cuando la víctima se quedaba a dormir en la casa que Soto compartía con su mujer y su hija de seis años.

"Queremos agradecer como familia a toda la gente que nos acompañó. Fue un proceso bastante rápido. Ahora acompañaremos otras causas".

"Aprovechando que su sobrina dormía en la parte inferior de una cama cucheta, el acusado ingresaba en la habitación, se acostaba junto a ella y comenzaba a realizarle tocamientos", relató Azar en su alegato de clausura. Agregó que para los jueces fue determinante el testimonio de la niña en Cámara Gesell.

"Este fue uno de los pocos casos de abuso donde hubo testigos. Fue fundamental el testimonio de la tía de la niña", aseguró el funcionario en diálogo con LM Neuquén.

Ahora resta que se fije una audiencia para establecer la pena. Podría recibir hasta 20 años de prisión. En la actualidad Soto está preso, cumpliendo una prisión preventiva que vencerá en unos cinco meses.

Por su parte, Matías, el hermano de la víctima, señaló: "Mi hermana fue comprendiendo de a poco que ella no fue la culpable ni de lo que le pasó ni de la partida de mi papá. Estamos comprometidos con esta problemática y vamos a seguir acompañando otras causas".

Cámara Gesell contaminada

Ayer, durante la lectura del fallo, los jueces aclararon que para arribar al veredicto de culpabilidad fue tomada en cuenta la primera Cámara Gesell realizada a la niña, mientras que una segunda entrevista fue descartada por considerarla "contaminada".

"En el primer relato la niña contó lo ocurrido y la profesional que la hizo recomendó realizar una segunda entrevista dada la necesidad de la pequeña de ampliar su testimonio, por eso es que se solicitó una segunda cámara", indicó el fiscal Azar.

Por su parte, el tribunal entendió que fue innecesaria y que estuvo contaminada por todo lo que ocurrió luego de que la causa tomara estado público y de que la niña estuviera expuesta.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído