"Siento que dios me pide que ayude a las personas heridas"

La carmelita de las travestis.Mónica Astorga. La hermana de Centenario que se puso a tono con la época. "El Papa les habló a los jóvenes, pero siento que la que hace lío soy yo", afirma.

Pablo Montanaro
montanarop@lmneuquen.com.ar


"Todas las chicas trans de Argentina ya te aprecian y comienzan a ver a la Iglesia como amiga y no como fue históricamente. Gracias, hermana Mónica, te queremos". Este fue uno de los cientos de mensajes que recibió Mónica Astorga Cremona, que integra el Monasterio de Carmelitas Descalzas de Centenario, luego de la nota en la que LM Neuquén contó el trabajo que realiza desde hace más de diez años con mujeres transexuales. Le piden ayuda para salir de la marginación a la que se exponen al ejercer la prostitución.

La nota publicada el 19 de julio se viralizó de manera impresionante y llegó a los 7000 compartidos en la página de Facebook del diario.

La hermana Mónica se sigue sorprendiendo de la repercusión que causó en el país y el exterior. "Fue una repercusión positiva. Contar sus difíciles realidades cambió el trato de muchas personas hacia ellas", comenta la religiosa que desde chica sintió la motivación por el trabajo social.

Ahora tiene nuevos desafíos: desde diversos lugares del país le consultaron cómo contener y ayudar a personas trans, que también le escriben para pedirle "ayuda espiritual, tener paz" y contarle sobre "la soledad en la que viven".

Con su voz fresca y calma, habla de su vocación: "Es algo que me empuja cada vez más, a decirme que tengo que luchar más por ellas, viendo que están en lo marginal de lo más marginado", explica. "Siento que Dios me pide que acompañe a las personas heridas y por eso me hago cargo, me meto a fondo", agrega.

La hermana afirma que esta labor hace más de una década la enfrenta al dolor humano y que es muy bien conocida por el Papa.

En un correo desde el Vaticano, la máxima autoridad le escribió: "En la época de Jesús, los leprosos eran rechazados así. Ellas son los leprosos de la actualidad. No dejes el trabajo de frontera que te tocó".

"Aunque el Papa les habló a los jóvenes, siento que la que está haciendo lío soy yo", dice con una amplia sonrisa.

Sabe que hay una historia detrás de cada una de estas personas a las que les brinda ayuda y contención, y en muchos casos la posibilidad de una salida laboral. "Hay una razón por la cual son como son", dice la hermana, invitando a reflexionar más a fondo.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído