El clima en Neuquén

icon
11° Temp
49% Hum
La Mañana Julio Pardo

A los 81 años, Julio Pardo volvió a ser campeón

Con 81 años y una larga trayectoria en el automovilismo, Julio Pardo gritó nuevamente campeón en la Clase 2 B del Turismo Zonal Pista.

Julio Pardo es un ejemplo de vigencia y pasión por el automovilismo. Con 81 años, el piloto de Floresta sigue haciendo historia: se consagró Campeón del Turismo Zonal Pista Clase 2 B.

Después de ausentarse en 2019 y de sufrir por la falta de carreras en el inicio de la pandemia, Pardo volvió a la categoría en 2021 con un Fiat 147 atendido íntegramente en su taller. “El auto siempre me lo hice yo. Hago todos los elementos y preparo el motor para poder competir. Cuento con la colaboración también de mi familia. Pichi, mi hijo más chico. Pablo, Jorge y un grupo de chicos que me acompaña en cada fin de semana de carrera”, le dijo Julio Pardo a Carburando.

Te puede interesar...

julio-pardo-LM.jpg
Julio Pardo sigue vigente y a los 81 años volvió a ser campeón

Julio Pardo sigue vigente y a los 81 años volvió a ser campeón

Julio optó por continuar Turismo Zonal Pista principalmente por la libertad que tiene para trabajar en el auto y por la presencia de un modelo al que le tiene mucho afecto: el Fiat 147. “Desde el 2005 que corro en el Turismo Zonal Pista. Es una categoría muy linda porque se puede trabajar de forma bastante libre en la preparación. Si bien desde que ingresaron los autos de nueva generación, se nota la diferencia ya que son muy rápidos en algunos aspectos, todavía podemos dar pelea con el 147 y lo demostramos en cada fecha. Entre más de 30 autos, quedar entre los 6 de adelante es muy bueno. Hacer un auto en un taller para ir a correr es una pasión incomparable. Ahora la mayoría alquila y va a competir, pero la satisfacción que tiene ganar con algo propio es única”.

Nacido en Villa Devoto el 31 de mayo de 1940, Pardo tiene una extensa trayectoria en el mundo del automovilismo. Desde los 14 años comenzó a meter mano en los motores en su taller y desde allí no paró de trabajar con autos de carrera. “Empecé a correr en 1966 con un De Carlo en el Anexo “J”. En 1971 salió el Fiat 128, me gustó el auto y a partir de ahí siempre estuve vinculado con la marca. Pude lograr la primera victoria del Fiat Regata en el TN en el Autódromo de Buenos Aires donde corríamos contra equipos oficiales. Era una época muy linda. Cuando salí campeón (1982) nos conocían todos. Se llenaban los autódromos y donde íbamos teníamos el reconocimiento del público”, manifestó Pardo.

En los inicios del Anexo “J”, el calendario se desarrollaba entre carreras de pista y de “Gran Premio”, que eran las que más disfrutaba. “A mí me gustaba más la ruta, la montaña y el rally. Ir a correr un Gran Premio de más de 1000 kilómetros requería otra preparación y eso me encantaba. En esa época, "Cacho" González Rouco decía: “Julito Pardo es un neto Pistero”, pero si bien yo corría mucho en autódromos, disfrutaba más el rally”, reconoció.

De todo lo vivido, Julio Pardo resalta la pasión y la camaradería que tenía con sus colegas en las competencias . “Yo soy de una época donde había mucho compañerismo. Cuando íbamos con el De Carlo, si veía a un auto parado, íbamos a ayudarlo. En la época del TC2000, tenía el reconocimiento de pilotos como el “Flaco” Traverso o “Yoyo” Maldonado que destacaban el trabajo que hacía con el motor y el esfuerzo que hacía al correr con equipo propio. “Tu motor iba muy rápido, no te podía alcanzar en la recta”; me decía Traverso en la época donde él corría con equipos oficiales".

Después de haberse consagrado campeón 2021, Pardo pasará en familia las fiestas y tiene la mente puesta en la temporada 2022 del Turismo Zonal Pista. “Tengo la posibilidad de correr con mi yerno, Gustavo Marielli con un Corsa, pero le quiero hacer entender que soy un referente de Fiat. Mis fanáticos a veces me escriben y me piden que siga corriendo con la marca que represento desde 1971, es increíble. Quiero seguir porque disfruto lo que hago. Correr, estar en un autódromo es mi vida. No siento la edad, sino que tengo ganas de competir. Si fuera un deporte no seguiría corriendo, yo lo hago porque lo disfruto”, cerró Pardo.

Lo más leído

Leé más

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario