La patria en disputa

La eterna dicotomía de la Argentina también se refleja a la hora de honrar nuestra historia. La disputa por la apropiación del sentido tanto del 25 de Mayo como del 9 de Julio es una constante en el debate de los historiadores.

La eterna dicotomía de la Argentina también se refleja a la hora de honrar nuestra historia. La disputa por la apropiación del sentido tanto del 25 de Mayo como del 9 de Julio es una constante en el debate de los historiadores. En ciertos casos, lejos de la neutralidad valorativa que se les exige desde su formación científica. Convirtiendo algunos de ellos esa defección en un valor militante, tan de moda en estos tiempos.

La grieta también ha llegado al campo científico y no es de ahora, sino que viene desde las épocas del enfrentamiento entre academicistas y revisionistas, unos inspirados en la historiografía clásica y otros en el surgimiento del peronismo, aunque nunca contaron la bendición explicita de Perón. La historia ha sido un campo de disputas y batallas de nuestros intelectuales y pensadores sin resolución, esta controversia atraviesa todos los tiempos y se renueva en cada cambio de época.

La historia es un campo de disputas y batallas entre nuestros intelectuales y pensadores sin resolución.

Ahora la discusión ha descendido a lo simbólico por los festejos del Bicentenario que comenzaron bajo el auspicio de la administración kirchnerista y se contrastan con la actualidad del gobierno macrista.

La presencia de Juan Carlos, rey emérito de España, ha sido muy criticada y señalada como una muestra de claudicación soberana. También fue sopesada en términos de política internacional como un paupérrimo logro. Atrás quedaron los días en que las figuras bolivarianas disfrutaban de las alfombras de Casa Rosada. Los ojos inquisitivos del kirchnerismo evalúan las “claudicaciones” de quienes gobiernan desde diciembre y encuentran en cada acción de los festejos una señal que certifica sus presunciones. Desde el gobierno pretenden que se lea la austeridad como un sello de los tiempos que corren e intenta diferenciarse de la pomposidad de las anteriores celebraciones. Y en medio, la patria.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído