Los chicos no deben estar más de dos horas frente al tele

El sedentarismo aumenta un 30% el riesgo de sufrir hipertensión.

España
El acto de ver la televisión ha sido relacionado, por muchos estudios a lo largo del tiempo, con el sedentarismo y la obesidad. Es decir, con el acto de estar inmóvil delante del aparatito (o aparatote, según las pulgadas), con inevitable tentación de ingerir todo tipo de alimentos en el peligroso “mientras tanto”.

Ahora, un nuevo estudio llevado a cabo por la Universidad de Zaragoza (España) y la Universidad de San Pablo (Brasil) se ha centrado en los más chicos, quienes son los que más tiempo suelen pasar delante de la tele. Este estudio reciente ha concluido que este hábito incrementa también la probabilidad de sufrir hipertensión en un 30% entre los menores de la casa. Este porcentaje asciende a un 50% si se suma la inactividad física que se va acumulando en el día a día.

La investigación, basada en el análisis de los datos del estudio denominado “Identificación y prevención de los efectos inducidos en la salud de la dieta y el estilo de vida en niños” con registros de 5221 niños (de entre 2 y 10 años) de ocho países europeos, pone de manifiesto que la asociación entre el sedentarismo durante más de dos horas al día y la incidencia en la hipertensión es muy alta: 110 de cada 1000 niños.

La conclusión del informe no lo establece, pero los datos bien podrían profundizarse si también se suma el tiempo que los menores pasan con la computadora o, incluso, con los celulares. La escena se repite en cualquier hogar: los chicos que van de la tele a la compu y de ahí al celular o la tablet. De esa manera, las horas de sedentarismo se acumulan peligrosamente.

“La hipertensión puede provocar problemas cardiovasculares en la edad adulta. Las consecuencias se notarán y se presentarán con el paso del tiempo. Por ejemplo, la hipertensión aumenta el riesgo de enfermedad isquémica del corazón. Las cifras, según los profesionales, resultan preocupantes, ya que las conductas sedentarias son habituales en la infancia y, posteriormente, durante la edad adulta”, explica Augusto César F. de Moraes, líder del estudio que recoge la revista International Journal of Cardiology.

Así, que los más pequeños pasen más de dos horas al día con las videoconsolas, la televisión, la tablet o la computadora, algo muy habitual en nuestros días, no hace sino aumentar hasta un 30% el riesgo de que desarrollen más adelante hipertensión. Para evitar males mayores, los expertos aconsejan la realización de una actividad física durante más de una hora al día (sin ejercicio, el riesgo aumenta hasta un 50%) y que las actividades sedentarias nunca superen las dos horas. Es cuestión de tomar cartas en el asunto y solucionar hoy un problema de mañana.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído