Las demoras ponen en alerta a las pymes

Las empresas más chicas ya no soportan las altas tasas del sistema financiero para expandir sus planes de negocios en Vaca Muerta. Exigen achicar la brecha en la cadena de pagos que generan, de unos $4000 millones.

POR ADRIANO CALALESINA / adrianoc@lmneuquen.com.ar

El tema ya llegó a las más altas esferas del gobierno nacional y es uno de los ejes a resolver en estos meses en la denominada Mesa de Vaca Muerta, donde están funcionarios nacionales, de la Provincia de Neuquén, los sindicatos petroleros y las cámaras empresariales, entre oros actores.

Básicamente la discusión es la siguiente: hay mucha oferta de servicios en el petróleo pero muy pocas empresas que tienen la espalda para prestarlo sin endeudarse con capital de trabajo y crecer en el tiempo.

Según datos del Centro Pyme-Adeneu, hay más 700 empresas chicas que en forma directa e indirecta realizan alguna prestación para la industria hidrocarburífera en Neuquén, y el principal problema que tienen son los largos plazos para cobrar facturas (de 30 a 180 días), con el riesgo de desfinanciarse por la creciente inflación.

El dinero que hay en juego durante 90 días para las pymes son unos $4000 millones, de acuerdo a las estimaciones de esa entidad neuquina, y cada vez es más difícil financiase a través del tradicional sistema bancario. No es un problema para las grandes operadoras como YPF, Pan American Energy, sino para las contratistas y toda la cadena de servicios, desde los hoteleros, el transporte y las empresas de metalmecánica.

“No hay fondos disponibles, hay que trabajar con varios bancos o la Bolsa de Valores para reunir ese dinero, para que las empresas chicas puedan estar prestando ese capital de trabajo desde que se inicia un proyecto hasta que pueden cobrar las facturas por los trabajos”, explicó a +e Julián Cervera, gerente del Centro Pyme-Adeneu.

En el medio aparecen soluciones temporales, pero que pueden ayudar a amortiguar el contexto, como la búsqueda en el mercado de capitales (pagaré bursátil) o apelar a los descuentos por la Factura de Crédito Electrónica (FCE), luego de la entrada en vigencia de la Ley de Financiamiento Productivo sancionada el año pasado. Aunque también hay compañías que venden sus facturas a cobrar a las operadoras, a empresas o bancos, con un descuento de entre el 20 y el 50 por ciento.

SUPLE-MAS-E-pieza-08a.jpg

El trámite implica que las pymes puedan ampliar su capital de trabajo cobrando las facturas con un descuento, previa cesión de la misma a una “entidad de factoring”, es decir, a una empresa del sistema financiero. Las pautas de esta operatoria ya rigen desde el 20 de diciembre, a través de la Resolución 4367/2018 de la AFIP, N°27.440. Empezó como una demanda del sector automotriz pero la idea es que se expanda de a poco en las industrias de Vaca Muerta.

El problema está en plena vigencia y no es sólo un capricho sectorial. De hecho, la semana pasada, la Cámara Argentina de la Mediana Empresa (CAME) sacó un duro comunicado sobre el encuadre fianciero del país. En resumen dijeron que en tres años los bancos ganaron más de $300.000 millones mientras que en 2016 y 2017 cerraron 2221 y 2566 empresas, respectivamente.

En el gobierno neuquino intentan contener una situación que si bien no llegó a ser extrema, encendió la alerta en el sector de las empresas chicas y en motivo de reuniones y comentarios en distintos ámbitos políticos.

SUPLE-MAS-E-pieza-08.jpg

Incluso se ve con buenos ojos lo que sucedió en Chile, donde el presidente Sebastián Piñera dio el visto bueno para la aprobación de la Ley de Pago a 30 días, que implica que más de un millón de pymes puedan cobrar sus servicios en ese período y poniendo fin a unos 15 años de reclamo del sector. Por ahora, en Argentina y sobre todo en el circuito de empresas neuquinas de servicios, ese horizonte aparece como ideal.

Los empresarios aseguran que el problema existe hace varios años (pagos diferidos a proveedores) pero que la situación se agravó con las tasas superiores al 60% anual que no permiten expandir los planes de negocios en Vaca Muerta. La alerta está vigente y buscan que el agua no llegue al cuello.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario