Los que educan sobre el arte a los neuquinos

Los guías del Museo de Bellas Artes les hacen entender las obras a adultos, niños y estudiantes.

Pablo Montanaro

montanarop@lmneuquen.com.ar

Neuquén.- Su trabajo es interactuar con una gran variedad de público, ya sea con adultos, niños, alumnos de distintos niveles de enseñanza y personas con mayores conocimientos, para informarlos y hacerlos reflexionar acerca de los artistas y las obras que se exhiben en un museo. En un ámbito donde los protagonistas son los artistas, las obras y los curadores, los guías adquieren un rol destacado.

El Museo Nacional de Bellas Artes de Neuquén cuenta con ocho guías en forma permanente que les hacen conocer al público el patrimonio artístico y las exposiciones temporarias de la institución.

“Lo primero que pregunta la gente, y también los chicos de jardín y alumnos de escuelas, es si las obras son originales y cómo llegaron hasta el museo”, comenta Jenny Sepúlveda, de 53 años, profesora de Artes Visuales, quien trabaja en el museo desde su apertura en 2004, primero como asistente de sala y actualmente como jefa en asistencia de sala y orientadores.

8 guías, divididos en dos turnos, tiene el Museo de Bellas Artes de Neuquén.

Si bien el mundo del arte no le era ajeno, Gonzalo Pérez no tenía la costumbre de visitar museos o ir a exposiciones antes de ingresar hace ocho años al edificio de Mitre y Santa Cruz por una pasantía de la Facultad de Turismo de la Universidad Nacional del Comahue. “Durante este tiempo fui leyendo e investigando sobre artistas, movimientos y estilos, y ahora conozco mucho más que antes. Es tan amplio y maravilloso el mundo del arte, y sobre todo cuando conversas con los visitantes y te hacen aportes”, explica este joven de 31 años.

Gabriela Bautista hace un año recibe a alumnos de escuelas primarias y chicos de jardines de infantes que visitan el edificio de la calle Mitre y Santa Cruz. “Me puse en el lugar de los chicos que vienen a visitar un museo y no quieren sólo caminar y ver. Entonces tratamos de crear personajes, disfrazarnos y cuando los chicos llegan al museo encuentran un ámbito lúdico”, afirma esta maestra jardinera de 44 años.

Los guías realizan dos visitas guiadas por día. La primera, a las 18, sobre la muestra permanente y una hora después sobre la exposición temporal. Las escuelas tienen que sacar turno con anterioridad.

El rol de los guías es responder inquietudes y generar nuevas preguntas en los visitantes. Además de tener conocimientos sobre artes visuales, los guías se preparan ante cada visita junto con los artistas que expondrán como también con especialistas. Cuentan que desde hace más de cinco años, los profesores de Historia Fernando Cammarota y Lucas Guevara les brindan una jornada de capacitación sobre las obras y artistas en el contexto social y político.

Por otra parte, antes de las exposiciones temporales reciben una capacitación por parte de los propios artistas. “Los guías buscamos toda la información e investigamos sobre el artista que va a exponer en el museo, y luego nos juntamos y elaboramos una estructura de un guión. Es fundamental hablar con el artista para tener una idea específica de su obra”, explican.

Los tres se definen en su tarea con los visitantes del museo como “educadores no formales de arte”. “Nuestra idea no es dar una clase sino hacer algo más dinámico e interactuar mucho con el público, conversar, debatir y aportarles una mirada más amplia sobre la obra y el artista”, sostiene Gonzalo.

Un historiador cuenta un cuadro

Dos sábados al mes, el Museo de Bellas Artes de Neuquén ofrece un ciclo que propone una lectura de obra de las piezas que conforman su patrimonio. Con entrada libre y gratuita, el historiador Lucas Guevara ofrece una mirada desde el contexto sociohistórico con el objetivo de resignificar la obra artística y la de sus realizadores en el presente.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído