Sin ese plus que tenía Diego

Lionel Messi entrena a la par de sus compañeros en España el día que Argentina se juega la vida con Brasil por eliminatorias. Su preocupación, su objetivo, según los medios españoles, pasa por el derbi con el Madrid del 21 de noviembre (dentro de 8 días). Carlos Tevez se cansó de jugar cansado y averiado en Boca, pero es baja por dolencias de dudosa magnitud. Pablo Zabaleta, Javier Pastore, Lucas Biglia,

Ezequiel Garay y el Kun Agüero tampoco están disponibles en el momento en que la Selección más los necesita. Algunas ausencias están más justificadas que otras. Pero queda la sensación de que ninguno de ellos da la cara por esta selección y en especial por su entrenador, Gerardo Martino. No ponen por ejemplo ese plus por los colores que en situaciones críticas sacaba a relucir el más grande: Diego Armando Maradona. Justo ante Brasil, el rival de hoy, el mejor de todos los tiempos jugó en Italia 90 con el tobillo a la miseria y en esas desfavorables condiciones dejó el tendal en una apilada histórica para el memorable gol de Caniggia, que mandó a casa al eterno rival.

Las estrellas argentinas se desviven por jugar en sus clubes pero no así en la Selección. Diego daba la cara siempre.


"Me das cada día más", cantaba ya en 1986 Valeria Lynch en el film Héroes, en honor a los campeones del mundo, con Diego como abanderado.

Quizás aquel equipo tenía menos estrellas que éste, pero un sentido de pertenencia superior, un amor por los colores y un respeto hacia el entrenador que los actuales no transmiten ni demuestran.

Se desviven por jugar con la del Barça, la de Boca o el PSG, pero no así con la celeste y blanca. ¿Le soltaron la mano al Tata los históricos de la Selección?, esta camada que estuvo cerca de ganar todo y aún no logró nada. ¿O es falta de compromiso?

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído