A estar atentos: son 16 los cruces de tren peligrosos

Tienen poca visibilidad e iluminación. Hay tramos sin banderilleros.

Ana Laura Calducci
calduccia@lmneuquen.com.ar

Neuquén.- Hay 16 cruces ferroviarios en la ciudad donde la única protección contra accidentes es que los conductores estén atentos. Son los pasos a nivel que están entre la Avenida Olascoaga y el aeropuerto, por donde pasa el tren de pasajeros dos veces al día y también circula el de cargas.
El Tren del Valle sale todos los días, salvo los domingos, a las cinco de la mañana de la playa de maniobras que está a dos cuadras del aeropuerto. Cruza toda la ciudad en penumbras hasta llegar a la estación ferroviaria del centro, donde comienza su recorrido. De noche, a las 22, hace el camino inverso, también a oscuras.

A principios de año, cuando se iba a poner en marcha el servicio de pasajeros, técnicos de la empresa Operadora Ferroviaria y la Comisión Nacional de Regulación del Transporte (CNRT) recorrieron las vías para certificar las medidas de seguridad que se necesitaban. Resolvieron aprovechar las barreras existentes desde el centro hacia Cipolletti y poner banderilleros en otras tres.

Proteger todo el tramo hasta el aeropuerto con guardabarreras costaría un millón de pesos mensuales.

Sobre el tramo que va hacia el Aeropuerto, la decisión fue dejar los cruces como estaban, con la señalización de la cruz de San Andrés como único freno a los automovilistas. Desde la empresa explicaron que no están obligados legalmente a poner mayor seguridad porque son pasos de bajo riesgo, donde el que tiene que prevenir el accidente es el que conduce el auto. "Si ocurre algo, es porque la gente no hace caso, ve que viene el tren e igual encara", remarcaron.

En la oficina de la terminal de la CNRT indicaron que, según las normas, la señalización que existe alcanza porque son cruces con buena visibilidad, donde hay un amplio espacio entre las vías y el edificio más cercano. Sin embargo, las señales por sí solas demostraron ser insuficientes en la práctica. Esta semana, una mujer al volante de un Gol impactó con la formación del tren en uno de los cruces sin barrera.

Pantaleón Guanque, delegado del gremio La Fraternidad, opinó que la solución depende de que se hagan campañas de concientización. "Nosotros hace dos años que lo venimos pidiendo y no nos hacen caso", aseguró. Indicó que, si no está obligada, "difícilmente la empresa invierta en más banderilleros porque hoy en el tema costos son reticentes hasta de poner una lamparita".

Para resguardar un paso a nivel, se requieren 150 mil dólares, que es lo que cuesta una barrera automática, o pagar tres sueldos de banderilleros para cubrir las 24 horas, que son 60 mil pesos al mes.
Con el tren de cargas también hay riesgo, pero estas formaciones tienen la ventaja de que la bocina es mucho más potente. El Tren del Valle tiene una alerta sonora más discreta. Por eso, no queda otra que mirar antes de cruzar.

El de El Cholar es el paso más riesgoso

De los cruces del tren que no tienen barreras, hay dos sindicados por los taxistas como los más peligrosos, donde tuvieron situaciones de riesgo y accidentes menores hasta el momento.

Uno de esos cruces peligrosos, y el que más alerta genera entre quienes están todo el día detrás de un volante, es el de la calle El Cholar, continuación de Godoy. Allí sólo está emplazada una cruz de San Andrés a cada lado y la esquina ofrece escasa iluminación.

De noche, y sobre todo de madrugada, ese cruce se convierte en una trampa para los automovilistas desprevenidos.

Otro cruce complicado es el de la calle Uruguay, a metros del puente que une esta ciudad con Cipolleti, aunque en ese caso el problema mayor es con el tren de cargas, que muchas veces se oye pero no se ve.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído