¿Cómo fabricar los juguetes de tu gato?

Son independientes pero adoran compartir ratos con las personas. Divertite con ellos.

Los gatos son unos animales muy interesantes y aunque el imaginario popular los describe como criaturas solitarias y generalmente inactivas, son buenos amigos, incansables y grandes compañeros de juego. No sólo los cachorros: a los gatos les encanta tener momentos de diversión, ya sea solos, con sus pares o con humanos. Por eso, nunca está de más armarles algunos juguetes caseros de los que ellos dispongan. Van algunas ideas:

Cajas de cartón

Aman los espacios cerrados y angostos en los que nunca imaginaríamos que podrían deslizarse. Por eso, ofrecerles una caja de cartón será suficiente para que la elija como su sala de juegos. Será suficiente con hacer un ruido rascando el cartón con las manos para que el gato se mueva y revuelque en su caja.

Bolitas de papel de aluminio

Les gusta correr y moverse siguiendo a una presa, en este caso simbólica: sólo hay que hacer una bolita con papel aluminio y dejarlo jugar. O jugar con él , tironeando de la bola, para ver quién se impone y se queda con ella.

Serpiente de papel higiénico

Cuando se te acabó el papel higiénico, no tires el rollo de cartón: juntá varios y unilos con un hilo; luego recubrilos con tela verde dejando una abertura. Al hacerlo serpentear, tu pequeño felino se sentirá por un rato un gran cazador de víboras.

Burbujas de jabón: Alegría para gatos y niños: un burbujero y los globitos de jabón para que ellos persigan.

Un ratón bajo la alfombra

Siguiendo su instinto, te vas a divertir con tu gato haciéndole creer que hay un ratón en la casa, especialmente debajo de la alfombra. Para esto sólo necesitás tener tu mano (o alternativamente un pequeño muñeco de peluche para niños) y esconderla debajo de la alfombra dejándola salir un poco y luego retirándola. La reacción del gato será muy divertida, sólo asegurate de que no se ponga demasiado áspero, para evitar cualquier tipo de rasguño.

Les activa el instinto de caza a los gatos. Por Sergio Gómez (veterinario)

Los juguetes para gatos son muy prácticos de hacer. Lo más importante es que tengan movimiento o se puedan mover, ya que de esta forma se activa el instinto de caza del gato y, al llamarle la atención, lo ataca. A su vez ellos en las patas tienen glándulas que impregnan su olor en el juguete y así los marcan como propios, por eso a veces agarran las cortinas o las patas de las sillas o de las mesas y siguen jugando, porque ahí quedó su olor impregnado. Además, afila sus uñas y se saca el estrés. A veces parece que no quiere jugar y simplemente moviendo el juguete, se prende al juego. No hace falta mucha ingeniería para fabricar un juguete, sólo tener la precaución de que, si hay un hilo, no se lo trague. Te vas a dar cuenta de que ocurrió algo así porque él no quiere jugar más y, además, no come ni toma agua. Cuando pase eso, llevalo al veterinario. Por las dudas, siempre controlá que al juguete no le falten partes.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario



Lo Más Leído