El clima en Neuquén

icon
Temp
20% Hum
La Mañana piletas

Con el calor ardieron las consultas por piletas, pero las ventas no

Aunque las temperaturas encendieron el deseo del chapuzón en una pileta de fibra de vidrio, los precios no acompañaron. El caballito de batalla de las "Pelopincho".

Así como la ola de calor desató la fiebre por los aires acondicionados, generando colas en comercios neuquinos en días donde la máximas temperatura superaron los 40 grados, las piletas también se colaron en el deseo de muchos neuquinos y habitantes del Alto Valle como una forma de encontrar alivio ante el sofocón que el jueves caldeó el aire hasta la noche, aún con el cielo nublado.

El agobio fue tal que muchos consideraron la posibilidad de hacer un esfuerzo y comprar una piscina. Por eso se sumaron al furor de las consultas que registraron un récord, sin un correlato en las ventas. En la mayoría de los casos los precios cayeron como baldazo de agua fría y solo elevaron la frustración.

Te puede interesar...

Lejos de boom del 2021, motivado por la pandemia, la comercialización de piletas cayó este año como consecuencia del incremento de las escapadas turísticas que repuntaron con el programa PreViaje y la vacunación contra el COVID, más allá del aumento de contagios. La ola de calor de los últimos días, sirvió en algunos casos de salvavidas y en otros solo quedó en un intento.

"Las consultas han aumentado bastante, pero lo que no aumentó fue el cierre de venta. En comparación con otros años hay menos efectivo, la gente está más corta de dinero", señaló Sebastián de IPC, en diálogo con LMNeuquén.

"El año pasado fue atípico. Hubo mucha venta pero por la pandemia. Este año la gente ha optado por irse de viaje y los que se han quedado han visto tema de la pile, pero por los precios no concretaron", agregó.

ON - Piletas (1).jpg

Un panorama similar describió Martín de Induplast, aunque un poco más auspicioso. "Independientemente de que se hicieron más operaciones de las que se venían cerrando, lo que aumentó mucho más fueron consultas. Eso derivó en varias compras, pero el gran caudal de consultas no se convirtió en ventas", remarcó el vendedor de la marca que en Neuquén tiene una sucursal en J.J. Lastra y Candelaria.

En cuanto al valor de las opciones más solicitadas, el representante de IPC precisó: "Lo más estándar que sale ronda los 600 mil pesos. Es el combo completo que incluye la piscina de plástico reforzado en fibra de vidrio, el equipo de filtrado, bordes atérmicos, accesorios para limpieza y la instalación. Es el rango de los 6 metros por 3 que puede variar entre 1,3 y 1,4 metros de profundidad".

"Después tenés otra mucho más grande que ronda el millón y medio de pesos y que va de los 8,5 metros a los 10 metros con 1,5 metros o 1,6 metros de profundidad", detalló en alusión a la propuesta más costosa que ofrece en el local ubicado en J. J. Lastra 4140.

En cuanto a los tiempo de colocación, precisó que desde la compra el cliente deberá esperar unos 13 o 14 días en total hasta podre disfrutar de un chapuzón. "La instalación lleva un día y medio pero la dejamos asentar unos 7 u 8 días. Después hacemos el borde térmico y eso demora unos dos días más.

A-piletas-01.jpg

En tanto, Martín explicó que desde Indusplast trabajan dos líneas, una premium de esa marca y otra de Vitro que es la segunda marca de la misma fábrica. Los precios van desde los 560 mil pesos a los 890 mil pesos aproximadamente. Las dimensiones de los modelos más chicos pueden ir de los 5 metros a 8,5 metros de largo, con anchos de 2,4 metros a 3,5 metros y una profundidad de 1,2 metros a 1,45 metros.

"En esa zona por lo general se venden piletas más bien grandes. Esta temporada particularmente lo que más ha salido son las medianas que tienen un valor de 680 mil pesos más o menos. Las han comprado para chacras, casas en barrios privado, en pleno centro", destacó al tiempo que apuntó que el tiempo de colocación va de tres a cinco días y que, tanto para la próxima semana como para la siguiente, tiene todos los turnos ocupados.

Las inflables y pelopincho salvadoras

Sin dudas, las piletas inflables y de lona o estructurales, conocidas como Pelopincho por el nombre de la marca que las popularizó, se convirtieron en una alternativa viable para muchas familias a la hora de darle batalla al calor cuando el manfo. Con un costo sensiblemente menor a las piscinas de fibra de vidrio y cero gasto para su instalación, este tipo de piletas volvieron a registrar una buena demanda.

pileta.jpg

El abanico de opciones y precios es amplio en este rubro. Fuera de las opciones más pequeñas para niños, las inflables de 450 litros se pueden conseguir por 9.300 pesos. Las dimensiones, los modelos, la calidad y el valor puede variar considerablemente y llegar a los 116 mil pesos, en casos en los que la capacidad es de 20.647 litros, con 122 centímetros de alto y 549 centímetros de ancho.

Por su parte, los modelos estructurales de lona más grandes -con una capacidad de 11.325 litros, 84 centímetros de ancho y 457 de ancho- pueden llegar a los 178 mil pesos en algunas tiendas.

Las opciones más chicas de 1.55 metros de largo por 1.07 de ancho y 0.30 de profundidad, arrancan en los 7.300 pesos, mientras que las piletas de 2,70 metros de largo, 1,60 metros de ancho y 0,65 metros rondan los 20 mil pesos.

Lo más leído

Leé más

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario