Continúan las tareas para combatir el fuego en la cordillera

Las tormentas eléctricas provocaron varios focos de incendio. Brigadistas trabajan para controlar las llamas, pero el viento complica las tareas. Las zonas afectadas son Piedra del Águila, Abra Ancha, Aluminé, Ñorquinco y Moquehue.

Las tormentas eléctricas de los últimos días provocaron varios focos de incendio en la provincia, que están bajo control en la zonas de Piedra del Águila, Abra Ancha, Aluminé, Ñorquinco y Moquehue. Sin embargo, el viento complica las tareas de los brigadistas, que no pueden extinguir el fuego por completo.

"La situación se complicó ayer por la tarde", explicó el ministro de Seguridad, Trabajo y Ambiente, Jorge Lara. En este sentido, detalló hubo cinco focos de incendio producto de la tormenta eléctrica y el desplazamiento del viento.

En Collón Curá, los bomberos ayer lograron contener una extensa quema de pastizales, y por la tarde aún intentaban apagarla. Lara explicó que se trata de "un sector comprendido a unos 20 kilómetros desde el ingreso a Piedra del Águila y desde allí, hacia la derecha, otros 15 kilómetros", donde no había población en riesgo.

En el lugar trabajaban los brigadistas del Sistema Provincial de Manejo del Fuego de Junín de los Andes y Aluminé, bomberos de Piedra del Águila, personal del área de Seguridad Vial y efectivos de patrullaje de Policía en la ruta, ante el peligro de que el humo afectara el tránsito vehicular.

"Hasta ayer a la tarde estaban controlados los cinco focos de incendio ocurridos en Moquehue", contó esta mañana el ministro Lara, aunque resaltó que "hay lugares donde es muy difícil acceder, porque son zonas de montaña. Los helicópteros no se pueden utilizar en estos casos".

En Ñorquinco y en Moquehue el fuego afectó bosque nativo, mientras que en Abra Ancha y en el Lote 39 de Quillén se quemó bosque implantado de pino de Corfone. Intervino personal de Aluminé y de la empresa forestal con apoyo de los brigadistas que trabajaron en Piedra del Águila. Esos focos de incendio también estaban contenidos.

"Son focos que se prenden y hay que apagarlos inmediatamente, no son incendios. Hasta ahora fueron todos controlados", indicó Lara al llevar tranquilidad y detalló que las cuadrillas que están trabajando son de Loncopué , Aluminé, JunÍn y San Martín de los Andes.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído