En Plottier es una odisea cargar la tarjeta del colectivo

PLOTTIER
"Por favor, ¿alguien me presta la tarjeta para un pasaje?", es la frase más escuchada últimamente en el colectivo Ko-Ko que une esta ciudad con Neuquén. Es que en toda la localidad sólo se puede recargar la tarjeta en la terminal de ómnibus.

Aunque meses atrás los choferes no permitían que un pasajero abone el boleto de otro, esa situación cada vez se hace más común entre los usuarios. Encima con el último aumento, que llevó el boleto de 8,22 a 10,21 pesos para el mencionado trayecto, las cargas duran menos.

Hasta hace una semana también se podía recargar la tarjeta en el kiosco ubicado al lado de la Municipalidad, lugar céntrico y de fácil acceso para muchos vecinos que llegaban desde otros barrios.

Pero allí a la recarga para pagar el transporte había que restarle dos pesos, que era lo que el comercio cobraba por ese servicio. Ante esta situación varios usuarios dirigieron sus quejas a la empresa.
Igualmente, el propietario del kiosco aclaró que no quitaron el servicio, sino que tiene muy mala conectividad, por lo que la mayoría de las veces no pueden recargar la tarjeta, cosa que no les pasa con el transporte Indalo.

"Seguimos cargando la tarjeta de Ko-Ko, pero el problema es del sistema, que no anda bien. A veces podemos cargar a uno, pero la mayoría viene y se va con las manos vacías", indicó el propietario.

Muchos usuarios resuelven el inconveniente cuando llegan al fin del recorrido en el Parque Central de Neuquén. Pero no todos los pasajeros pueden llegar hasta allí, por lo que si sus trabajos u ocupaciones cotidianas quedan en el medio de las dos localidades deberán viajar un poco más para recargar su tarjeta.

Un caso testigo es el de Amiel, un alumno de la EPET 9 que vive en el barrio La Esperanza, quien comentó que debe caminar hasta la terminal para ponerle crédito a su tarjeta. El boleto con descuento estudiantil le salía $1,36 antes del aumento y ahora abona $2,40.

FRASES
"Tres veces por semana hago el trayecto Neuquén-Plottier, y siempre sube gente al colectivo que no tiene plata en su tarjeta. No podés cargar en ningún lado".
Víctor
"Sería muy oportuno que abrieran bocas para recargar la tarjeta en varios barrios de Plottier. Los que viven hacia el oeste no tienen dónde cargar".
Sandra

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído