El clima en Neuquén

icon
25° Temp
24% Hum
LMNeuquen Justicia

La dura lucha de padres y madres para ver a sus hijos

Casi 5.000 personas integran esta organización que debe pelear ante la Justicia, muchas veces por falsas denuncias.

Tomar a los hijos como rehenes o utilizarlos para una venganza. Las separaciones y divorcios entre los padres pueden derivar en situaciones dramáticas e increíbles que en muchas ocasiones rozan la ilegalidad o el delito.

En la región hay una ONG que se encarga de agrupar a las víctimas de este tipo de maniobras. Se llama Padre de Río Negro y Neuquén, que en su gran mayoría fueron alejados de sus hijos tras romper el vínculo con su pareja, luego de haber sufrido una falsa denuncia ante la Justicia.

Te puede interesar...

La organización cuenta con la increíble cifra de 4700 personas (tanto hombres como mujeres) que sufrieron de alguna manera este tipo maniobra amparándose en los huecos o debilidades que tiene la Justicia.

“Este número es sólo la punta del iceberg”, asegura Gustavo Núñez, uno de los referentes de la ONG que en algún momento también sufrió la denuncia de su ex pareja y que por este motivo estuvo más de un año sin poder ver a sus hijos.

Según explicó el dirigente las acciones son casi siempre las mismas. Una pareja se separa en malos términos o tiene diferencias económicas a la hora de dividir los bienes y uno de los integrantes denuncia a otro en la Justicia por algún delito al que vinculan a los menores. Puede ser agresión física, abuso sexual o maltratos para que la autoridad judicial intervenga inmediatamente y separe del entorno al supuesto delincuente.

Núñez explica que siempre la Justicia actuará de manera preventiva y que muchas veces, hasta que el acusado logra comprobar su inocencia, pueden pasar uno, dos o hasta tres años.

“Vos no terminás de conocer a tu pareja hasta que te separás”, indicó Núñez, al tratar de buscar una explicación a este tipo de acciones que, casi siempre, también terminan afectando a los hijos.

Explicó que muchas veces la falsa denuncia no apunta a algún padre o madre, sino a la nueva pareja que estas personas pudieran tener, pero es tan efectiva como si se las hiciera a los propios progenitores. Así, se denuncia a un hombre por haber manoseado a los hijos de su pareja y la Justicia interviene de inmediato.

“También es común que acusen a la mujer de promover la prostitución o de consumir dorgas u otro tipo de delitos”, explicó Núñez.

El referente de la ONG dijo que por lo general, quienes realizan este tipo de acciones son personas que tienen dinero o vinculaciones con personas de poder. Y sostuvo que hay quienes buscan estirar el proceso judicial lo más que pueden (con presentaciones o cambios de domicilio a otras jurisdicciones) para tratar de que pase el mayor tiempo posible en la separación de los padres o madres con sus hijos.

Lo más leído

Leé más

¿Qué te pareció esta noticia?

32.954545454545% Me interesa
6.8181818181818% Me gusta
4.5454545454545% Me da igual
2.2727272727273% Me aburre
53.409090909091% Me indigna

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario