Suspenden clases en una escuela para eliminar a las ratas

Sucedió luego de que una alumna matara a un roedor a mochilazos. Se busca garantizar las condiciones de salubridad básicas.

Neuquén
Luego de que una alumna de quinto grado matara a una rata a mochilazos y tras la aparición de un segundo roedor, los directivos de la Escuela 61 decidieron suspender las clases hasta que se extingan los animales del lugar y se garanticen las condiciones de salubridad básicas para los 550 alumnos de la institución y el cuerpo docente.

La directora de la escuela, Gladys Reyes, relató en una entrevista radial que el problema fue detectado el 10 de junio, cuando los docentes preparaban las frutas y los cereales para vender en el kiosco saludable. “Encontramos una manzana con un piquete y una banana comida”, señaló.

Si bien el personal de mantenimiento se acercó con rapidez y colocó adhesivos de captura, una especie de cintas que se colocan en el piso y atrapan a las ratas que las pisan, por la mañana no aparecían roedores adheridos. Por eso, el equipo insistió en jaulas y la cobertura de algunos agujeros de la calefacción de tiro natural.

“La gente del Consejo y de la empresa iba semanalmente, pero no era suficiente para solucionar el problema”, explicó la directora. Es que, si bien no aparecían ratas atrapadas, sí encontraban su material fecal, sobre todo en el sobretecho que tiene 1,70 metros de alto.

La directora señaló que hasta ahora no se han hecho tareas de fumigación y que decidieron suspender las clases ante la aparición de un segundo roedor, que fue divisado por los alumnos y un docente de sexto grado cuando tomaban el refrigerio.

Reyes sostuvo que, a pesar de que se trata de una escuela antigua y es conocida la presencia de roedores en el barrio, no pueden trabajar en esas condiciones con 550 alumnos.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído