Tenían algo para decir, pero no los consultaron

Los vecinos del corredor Leloir-Ramón se quejaron de la falta de planificación.

Andrea de Pascalis

depascalisa@lmneuquen.com.ar

Neuquén.- Fueron diez años de crecimiento constante: grandes torres, sedes para diversas instituciones y centros comerciales. La proyección marca un crecimiento aún mayor. A lo largo del corredor Doctor Ramón y Leloir -y en todo el sector que lo rodea- la cantidad de habitantes creció y la circulación de vehículos también.

Se estima que viven unas 20 mil personas y que por ese corredor pasan a diario unos 28 mil autos. Y si bien la ampliación de la calle establecerá una circulación más fluida de vehículos, quienes allí residen se quejan de la falta de planificación que tuvo todo el crecimiento de esta zona.

Así se desprende de un estudio de campo que realizó la Facultad de Ciencias del Ambiente y la Salud de la Universidad del Comahue, desde donde se comprobó que la mayoría de la gente que vive allí tiene una residencia promedio de diez años, el mismo tiempo de desarrollo exponencial de la zona, y que el promedio de edad -84%- de sus vecinos es de entre 16 y 45 años.

El trabajo de campo se realizó en el cuadrante de Leloir/Dr. Ramón al norte, Islas Malvinas/Antártida Argentina al sur, Illia al este y Santiago del Estero al oeste. En esta zona se entrevistó a los vecinos y se les preguntó sobre su crecimiento, y si bien la diversidad de opiniones planteó miradas personales, hubo coincidencias en muchas cosas, entre ellas la falta de planificación.

“Los entrevistados manifestaron que en la zona no hay una correcta planificación ni ordenamiento territorial, y que la comunidad no ha sido considerada por quienes planifican”, se explica en el trabajo.

“El 80% dice no haber recibido información sobre las diversas obras que se están realizando y que se van a realizar en la zona; y un 60% plantea su desacuerdo respecto de los cambios provocados por los emprendimientos urbanos”, agrega el informe.

Silvia Roca, decana de la facultad, planteó este trabajo como “un llamado de atención” al Municipio y la necesidad de pensar una ciudad en su conjunto y planificada para evitar el descontento de la población. “El promedio de la gente entrevistada lleva diez años viviendo en la zona. Están habilitados para contar cómo vivenciaron el proceso”.

Los estudiantes que estuvieron en la calle entrevistando a los vecinos durante un mes relataron algunos aspectos que más se destacaron y coincidieron entre los consultados. La expectativa de la mayoría es cómo va a cambiar una vez que se inaugure todo el corredor, y cómo se potenciará comercialmente con el crecimiento urbano que está teniendo.

Hay un vacío en términos de planificación urbana. Hay que trabajar con previsiones”. Silvia Roca. Decana de la Facultad de Ciencias del Ambiente de la UNCo

Pero las críticas fueron más que las expectativas. Se relacionaron con las grandes torres que invadieron lo que era una zona residencial, y cómo los centros comerciales e instituciones atestaron las calles de autos. También apuntaron a la dificultad que generó para estacionar y convivir con el ruido y el smog que, según las mediciones que se hicieron en el estudio, aumenta en los horarios picos. “Nos encontramos con gente que vivió todo el cambio, nos decían por ejemplo que si bien la propiedad se había revalorizado, les afectó mucho todo lo que está alrededor. No fueron las mismas las miradas de los comerciantes que sólo están un rato si se las compara con los testimonios de los que viven ahí”, resumió Elizabeth Vázquez. Sobre este punto, Axel Fuentes agregó: “Los residentes ven como positivo el tema de la actividad comercial a futuro, pero los comerciantes nos dicen que bajó la venta”.

“Hay un vacío en términos de planificación urbana. Para la reforma del Plan Urbano Ambiental de la ciudad se armó una comisión y después se disolvió por disputas políticas que ingresan en estos escenarios. La idea de este trabajo fue pensar desde un lugar, anticiparse al fenómeno que no es privativo sólo de esta ciudad, hay que trabajar con previsiones”, concluyó la decana de la facultad en declaraciones a este diario.

Exigen consulta antes de abrir una calle

Uno de los temas que impulsó la evaluación ambiental en el área centro-norte de la ciudad fue el proyecto del intendente Horacio “Pechi” Quiroga, que pretende abrir al público la calle Libres Pensadores, que atraviesa el predio de la UNCo y que desde hace varios años enfrenta a la comuna con la universidad.

Frente al inminente acuerdo entre el gobierno nacional y el municipio para la cesión de estas tierras, la Facultad de Ciencias del Ambiente exigirá una audiencia pública para que se escuchen las voces de todas las facultades.

“Apostamos a la participación ciudadana porque consideramos que es hasta un atropello. Están todos los elementos dados, tenemos normativa de avanzada para poder acompañar el proceso de planificación”, dijo Silvia Roca.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído