Buscan mejorar la seguridad en las obras y los edificios

Legisladores, concejales e ingenieros quieren impulsar una legislación para toda la provincia.

NEUQUÉN

El Colegio de Ingenieros de la Provincia de Neuquén (CIN), el Concejo Deliberante y la Legislatura buscan mejorar las condiciones de seguridad en obras y edificios, en materia de construcción, medios de elevación y prevención contra incendios.

Aseguran que el 90 por ciento de los municipios de la provincia no tiene legislación al respecto.

Te puede interesar...

La ciudad de Neuquén tiene un amplio historial de accidentes en construcciones e inmuebles, algunos ejemplos son el caso de la Cooperativa Obrera, la docente Silvia Rogetti o el joven que cayó por el hueco de un ascensor en una torre del centro.

Es por eso que los profesionales y las autoridades trabajan en conjunto para elevar los estándares de calidad y prevenir cualquier tipo de fatalidad.

Desde el CIN explicaron a este medio que trabajan en el tema desde hace dos años.

1500 profesionales asociados tiene el Colegio de Ingenieros de Neuquén La entidad profesional concentra también a los geólogos, licenciados en seguridad e higiene, y trabajadores y empresas afines a la ingeniería. La organización procura que todos los municipios se ocupen de mejorar las condiciones de seguridad que se exigen para las obras y edificios.

Reglas internas

Como resultado, confeccionaron dos reglas internas que aumentaron las condiciones de seguridad para sus afiliados y ahora las quieren impulsar en los ámbitos municipal y provincial.

“Como Colegio, pusimos la vara más alta que la mayoría de los municipios de la provincia, ya que el 90 por ciento no tiene legislación al respecto”, comentó el presidente, Marcelo Fernández Dotzel.

Por un lado, crearon la figura del legajo técnico mínimo. Se trata de un “conjunto de documentos/información mínimos que el matriculado debe elaborar y presentar para diligenciar con adecuado rigor profesional la tarea que el comitente, público o privado, le encomendó”. Esto será evaluado por el Colegio, que decidirá si está en condiciones de hacerse, y luego lo entregará a la Municipalidad, que es la que finalmente aprueba o rechaza el proyecto.

“Es el primer filtro de calidad y seguridad. Si vemos que al trabajo le falta algo, se lo marcamos al matriculado para que lo corrija y posteriormente presente la documentación de nuevo. Buscamos jerarquizar su trabajo y que haya un trabajo de mayor calidad”, puntualizaron.

Por otro lado, también resolvieron que sólo los especialistas con títulos de grado, matriculados en alguno de los colegios profesionales competentes, pueden analizar las condiciones de seguridad y protección contra incendios en construcciones o establecimientos ya construidos.

Prevención

“Estamos hablando de prevención. En la Argentina cuesta hablar de prevención porque se generan acciones cuando los inconvenientes ya han ocurrido. Nosotros le estamos reclamando a la Municipalidad mayor control sobre las obras”, sostuvo Fernández Dotzel.

Las resoluciones del Colegio proponen, además, que los proyectos más complejos tengan un equipo multidisciplinario que garantice que todos los aspectos de seguridad estén cubiertos y controlados.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario


Lo Más Leído