El anuncio del cese de las actividades lo hizo el mismo fundador de la unidad, Cristian Codina, quien además de trabajar en las fuerzas de seguridad de la provincia como policía se dedica al trabajo con perros, como entrenador, en búsqueda de personas en lo denominado “rastro específico”, canes detectores de sustancias y de seguridad personal.

“Hemos llegado a tocar fondo y no podemos seguir sosteniendo desde nuestro bolsillo la Unidad Canina, no tenemos apoyo de ninguna institución. Y lamentablemente con todo el dolor del alma le tenemos que dar un corte”, explicó a LM Neuquén el instructor especializado.

Además, se lamentó por no poder seguir entrenando y manifestó que a partir de la fecha los perros pasarán a ser mascotas de su casa. “Si no entreno, no los puedo sacar a realizar ningún rastrillaje, eso es así, por eso creo que pasarán a ser mascotas de la familia”, añadió.

Codina manifestó su decepción por no poder seguir manteniendo vivo el proyecto y por no haber podido formar una asociación con personería jurídica, que le hubiera significado poder recibir donaciones para sustentar el proyecto.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario


Lo Más Leído