El clima en Neuquén

icon
Temp
22% Hum
La Mañana Temporada

Dan el OK a los balnearios por la calidad del agua

Las muestras indican que son aptos para la recreación.

A pesar de que la Autoridad Interjurisdiccional de Cuencas (AIC) ya adelantó que los cuatro balnearios neuquinos cuentan con el apto técnico que permitirá el ingreso de los bañistas, desde la asamblea autoconvocada Salvemos los Ríos insistieron en la importancia de generar conciencia para planear políticas públicas que aporten a sanear los cauces de agua. Aclararon que los bajos niveles de Escherichia coli no garantizan la ausencia de otras sustancias, como nitrógeno y fósforo, que también son indicadores de contaminación.

El subsecretario de Gestión Ambiental de la AIC, Héctor Labollita, aclaró que los cuatro espacios recreativos a orillas del Limay que gestiona la Municipalidad de Neuquén tuvieron resultados positivos en las cinco muestras que tomó la entidad en el mes de noviembre, en un proceso que finalizó hace pocos días.

Te puede interesar...

En diálogo con LU5, señaló que no todos los municipios que forman parte de la cuenca fueron informados sobre los estudios de aptitud. La Municipalidad de Neuquén recibió su informe hace pocos días, por lo que el especialista pudo adelantar detalles de los resultados para cada uno de los cuatro balnearios. En ese sentido, aclaró que el límite tolerado de Escherichia coli para que el balneario sea considerado apto es de 200 cada 100 mililitros de agua. Este verano, el balneario de Balsa Las Perlas tuvo un índice de 35. La medición dio 16 para el Sandra Canale, 19 para el Río Grande y 30 para el Albino Cotro.

Para Luis Arellano, miembro de la asamblea Salvemos los Ríos, la publicación de los aptos técnicos es una buena noticia porque implica que la población que se bañe en el Limay no va a contagiarse enfermedades. Sin embargo, aclaró que se trata de la medición de un solo parámetro, que no tiene en cuenta la presencia de otras sustancias que aportan a la eutrofización de las aguas. "Para decirlo simple, es como el exceso de comida, lo que hace que haya proliferación de algas y aguas verdes", detalló.

Labollita coincidió en que la prueba de aptitud se basa en este indicador para comprobar si existen vestigios de materia fecal en el agua. Con estos indicadores, se puede prever si el agua está contaminada con otros virus, como el de la hepatitis, que son potencialmente dañinos. "La Escherichia coli no es patógena, sólo algunas cepas en particular pueden dar síndrome urémico hemolítico", detalló.

Lo más leído

Leé más

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario