El ahorro de luz también está en saber cuándo desenchufar

Atención: los aparatos en stand-by gastan más de lo que se cree.

El Lawrence Berkely National Laboratory del Departamento de Energía de EE.UU. reveló una de las mayores incógnitas que tenemos sobre el consumo de energía: ¿cuánto consumen nuestros artefactos aun apagados? Hay que saber diferenciar entre apagado stand-by y desenchufado. Ese stand-by puede alcanzar un 20% del consumo total de energía que se hace en una vivienda. A ver...

Hay montones de artefactos electrónicos que no apagamos por pereza más que por necesidad.

Microondas
Consume cuatro vatios por hora. Aunque si tenemos la manía de dejar la puerta abierta al sacar lo que acabamos de calentar, el gasto se multiplica por ocho. Mejor, entonces, cerrá la puerta.

Televisión
¿Desenchufás la TV cada vez que te vas a dormir? Seguramente no, para eso se inventó el control remoto. Pero, si de consumo eléctrico de trata, la tele desconectada tiene gasto cero. Si la dejás en stand-by, hay que tener en cuenta que las de pantalla LCD consumen mucho menos que las antiguas (pero todavía en uso) TV de tubo.

Computadoras
Con las notebook pasa lo mismo que con los televisores, la diferencia entre desenchufarlo o no es grande. Pero también lo es entre apagar el equipo o dejarlo en suspenso: esto último duplica el gasto respecto del anterior. Las PC apagadas pero enchufadas gastan casi el 50% más que las notebooks.

Consola de videojuegos
Lo denso de esto es tener que estar detrás de los hijos para ver si la dejaron en stand-by o la desconectaron de la electricidad. Igual, si prestás atención al gasto, vale la pena estar atentos: con la luz roja encendida, el consumo asciende a 23,3 vatios por hora.

Telefonía móvil e inalámbrica
El cargador del celular es lo que menos consume: 0,26 vatios la hora. Igual, dejarlo enchufado con el teléfono ya cargado es un gasto innecesario y perfectamente evitable. ¿Y el teléfono inalámbrico de la casa? Consume 0,98 vatios por hora. Aunque si tenés conectado el contestador automático, el gasto sube a 2,9.

Así podríamos sumar los equipos de música, tablets, impresora, lavarropas, cafetera, tostadora, juguera y demás etcéteras. Y si sumás, los vatios suben, la energía se gasta si sentido, la factura se abulta y el bolsillo adelgaza.

Decodificadores
Ver la TV digital o en HD es otro costo impensado

Si te gusta tirarte en el sillón o acostarte en la cama y poner una buena película o alguna serie que te guste, o ver el partido de fútbol en alta definición, entonces tener que saber que eso tiene un costo que va más allá del extra que le tenés que pagar a tu operador de cable por el servicio. Y ese costo extra es ni más ni menos que la energía que consumen los decodificadores, que son auténticos devoradores de electricidad, con una media de 43,4 vatios por hora. Y esto en la medida que no tengas programada la función de grabación por si la oferta de TV justo no te encuentra en casa al momento de emitirse el programa. Con el play-rec puesto, el consumo de duplica.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído