Feligreses sortearon la lluvia y participaron de la misa de Tromen

El encuentro anual entre Argentuina y Chile se realizó esta mañana. Hubo almuerzo y bailes típicos.

Ni las bajas temperaturas ni la lluvia frenaron a los feligreses argentinos y chilenos, quienes una vez más, se reunieron a los pies del Cristo del Tromen en Junín de los Andes para celebrar la paz y la unión.

Bajo el lema “Unidos en una Eucaristía sin fronteras”, unas 500 personas se encontraron esta mañana frente al altar para auspiciar la misa a cargo del obispo de Neuquén, Fernando Croxatto, junto con el obispo de la diócesis de Villarrica Francisco Javier Stegmeier Schmidlin.

Te puede interesar...

Enrique Flores, vice intendente de la localidad, celebró el encuentro y remarcó el hecho de que se sigue realizando año a año. “Este encuentro se ha hecho en la unión entre los dos países y eso es muy importante para nosotros”, indicó en diálogo con LM Neuquén.

El encuentro finalizó con un almuerzo a la canasta y los números artísticos de grupo de danzas típicas de cada país.

Misa Tromen

Durante el encuentro religioso que se realiza cada año, los cristianos dan gracias a Dios por la mediación de San Juan Pablo II que evitó que las dos naciones entraran en guerra por el Canal Beagle.

La misa y encuentro en el paso fronterizo Mamuil Malal surgió por iniciativa del padre Francisco Subercaseaux, quien era párroco de Pucón y misionero en la zona de la Araucanía chilena aledaña a su parroquia.

El encuentro anual tiene como objetivo reflejar la voluntad de contribuir al fortalecimiento de las relaciones de paz entre Chile y la Argentina, que en ese tiempo estaban inmersos en disputas limítrofes.

Desde entonces, las comunidades de Junín de los Andes, Curarrehue, Pucón y Villarrica, se reúnen para rezar por la paz y recordar a aquél sacerdote pionero.

Misa Tromen

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario


Lo Más Leído