Labate renunció al TSJ

A Sapag le dan los tiempos legislativos para promover el reemplazo.

NEUQUÉN
El vocal del Tribunal Superior de Justicia Guillermo Labate presentó su renuncia. De este modo, el Ejecutivo provincial deberá enviar un nuevo pliego a la Legislatura para cubrir la vacante. Al menos hasta ayer por la tarde, no había nada seguro acerca de si lo haría, en un contexto de transición entre el gobierno de Jorge Sapag y de su sucesor, Omar Gutiérrez.

"Ya son 42 años de trabajo, mi cuerpo no es el mismo, uno se va con tristeza, pero es momento de cambiar y de dedicarme a la familia", manifestó Labate en una entrevista con LU5 ayer por la tarde.

El ahora ex vocal había planteado cierto suspenso en septiembre en una entrevista con LM Neuquén. En ese momento dijo que su paso al costado podría ocurrir "en un día o en un año".

"El Tribunal Superior de Justicia sigue siendo de avanzada por la tecnología, nuestros jueces se han adaptado, errores siempre hay, pero no son por falta de trabajo, sino de logística", opinó Labate en la entrevista en la que dio a conocer la novedad.

Para el gobierno, su reemplazo no es un trámite sencillo. Viene de sobrellevar una fuerte controversia durante la cobertura de la vacante que dejó Graciela Martínez tras su jubilación, reemplazada por la ex asesora general del Gobierno, Soledad Gennari.

El mes pasado, no sin sobresaltos, el Ejecutivo consiguió que los diputados aprobaran su pliego. En ese contexto, el kirchnerista Rodolfo Canini denunció que hubo "compra de voluntades" a cambio de los votos para conseguir el respaldo. Otro de los que se refirió en el mismo sentido, pero por la presión del PJ para frustrar el tratamiento, fue el diputado justicialista Sergio Rodríguez.

Fuentes legislativas afirmaron que "los plazos dan" para tratar un eventual reemplazo antes de las últimas sesiones previstas para diciembre. Para que eso ocurra debería haber novedades casi de inmediato, de acuerdo con los tiempos fijados por el Decreto 590/08, en el que el gobernador Jorge Sapag estableció parámetros para impugnar las candidaturas promovidas por el Ejecutivo. Ese plazo -unos 23 días- señalaron en Diputados, es un termómetro para saber si el debate se dará antes de finalizar el período de sesiones ordinarias. En el Gobierno se limitaron a señalar que habían sido notificados de la renuncia.

Para el análisis, queda por ver si el Gobierno, que sabe que, aunque por poco margen hoy tiene los votos, enviará el pliego a los diputados o dejará que la vacante sea reemplazada por la próxima administración, con una nueva composición legislativa, donde la oposición podría hacer prevalecer su postura. De hecho, parte de los cruces durante el tratamiento del pliego de Gennari ocurrieron ya que el kirchnerismo, por lo bajo, le enrostró a Sapag que no hubiera negociado a su postulante.

EN TRES PASOS
Cómo se hace para nombrar un nuevo vocal


1- El Tribunal Superior de Justicia es la máxima instancia judicial de la Provincia. Está integrada por cinco vocales. Los nombra la Legislatura a propuesta del gobernador. Con la renuncia de Labate, el TSJ queda con cuatro vocales, como se denomina a cada integrante.

2- Una vez que el Ejecutivo envía el pliego de un candidato, se abre un proceso de impugnaciones para que la ciudadanía se exprese. El pliego debe contar con el respaldo parlamentario, primero en la Comisión de Asuntos Constitucionales y luego en el recinto, durante una sesión.

3- La Constitución provincial establece que para ser designado, un candidato debe reunir dos tercios de los votos de los diputados presentes durante la sesión. Si consigue el respaldo, se convierte en vocal del TSJ. Puede mantenerse en el puesto hasta que decida jubilarse o sea sometido a un juicio por mal desempeño.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído