El clima en Neuquén

icon
32° Temp
24% Hum
La Mañana ladrón

Ladrón le robó las llaves de su casa y a la noche quiso entrar

Con un inhibidor de alarmas un ladrón ingresó a su camioneta y se llevó sus documentos, las llaves de su domicilio y una gran cantidad de herramientas.

Los hechos delictivos se multiplican día a día en Neuquén y muchos vecinos aseguran vivir con un miedo constante. En esta oportunidad la víctima del robo fue Néstor, un vecino del barrio Islas Malvinas, que trabajaba en una conocida ferretería de la ciudad, quien este último lunes tuvo un día de terror. El ladrón le robó elementos de valor de su camioneta, entre las que estaban sus documentos personales y las llaves de su casa. A la madrugada, intentó ingresar a su domicilio.

La víctima salió de trabajar como todos los días y a las 19:30, aproximadamente, detuvo su camioneta en inmediaciones a la esquina de Batilana y Belgrano y bajó a comprar algo de comida para la cena, algo fácil de resolver para él ya que vive solo. Apretó el botón del cierre centralizado y la alarma del vehículo, pero no sonó. Creyó que se debía a que había dejado las balizas prendidas, por lo que no prestó mayor atención, por lo que no se dio cuenta que había un ladrón al acecho.

Te puede interesar...

En el comercio habrá estado unos cinco minutos, tiempo en el que se distrajo y no prestó atención a lo que sucedía fuera del local. Cuando salió, fue a subir a su camioneta e inmediatamente se dio cuenta de que acababa de ser una nueva víctima de un robo.

En el interior del rodado estaba todo revuelto. Ahí recordó que no había sonado la activación de la alarma, por lo que se dio cuenta de que el o los ladrones habían utilizado un inhibidor, esos instrumentos muy de moda hoy en el ambiente delictivo.

Tenía una gran cantidad de herramientas de gran valor, que obviamente ya no estaban cuando regresó. Le robaron una caja completa de herramientas, productos con los que él trabaja. Documentación personal y las llaves de su domicilio también formaron parte del botín del robo, aunque de esto se dio cuenta más tarde, cuando llegó a su casa.

Embargado por la bronca por haber sido víctima de un robo, se dirigió a su casa, ubicada a apenas un par de cuadras del lugar. Dejó la cena y decidió recorrer la zona para preguntar a los vecinos si habían visto algo o si había alguna cámara de seguridad que pudiera haber registrado el robo. También se dirigió a la Comisaría Tercera, donde radicó la denuncia. Además, para evitar ser víctima de un nuevo robo, cambió la cerradura del frente de su casa.

Las conversaciones que fue manteniendo con los vecinos en su trayecto no le aportaron demasiada información, pero sí le sirvieron para hacer algo de catarsis tras el robo del que había sido víctima. Si bien ya sabía que la inseguridad era moneda corriente en la ciudad y en su barrio, esta vez le tocó a él y la indignación lo había tomado por completo. Los vecinos, uno a uno, le fueron contando los hechos que habían sufrido ellos en los últimos tiempos y se dio cuenta que los robos en la zona de Islas Malvinas aumentaron mucho en los últimos meses.

Pero el mal día de Néstor no había terminado, o mejor dicho, continuaría ya en el comienzo del día siguiente; es decir, el martes por la madrugada.

Alrededor de la 1:30 sintió algo, pero no pudo determinar con exactitud de qué se trataba. Así que decidió asomarse por la ventana. En ese momento, observó que una persona se retiraba. "No le di bola", aseguró la víctima. Sin embargo, escuchó que los vecinos que viven al fondo salieron y también hicieron lo mismo otros vecinos de un domicilio lindante. Ahí le contaron que la persona que acababa de irse del lugar había intentado abrir el portón, justo la cerradura que no había cambiado, y que cuando vio movimiento y escuchó ruidos, decidió irse.

No tenía dudas. Era el mismo ladrón que pocas horas antes había protagonizado el robo con inhibidor de alarma en su camioneta, . El delincuente se había llevado su documentación personal, en la que figura su domicilio, y también las llaves de la casa, pero para confirmar sus sospechas le pidió al vecino que le mostrara lo que había registrado su cámara de seguridad.

Allí vio al ladrón dispuesto a cometer un nuevo robo, con sus llaves en la mano. Por suerte, probó con las llaves equivocadas y no tuvo tiempo de seguir insistiendo con otras. En el video, además, se observa que el ladrón circulaba en un Peugeot 307 blanco.

Lo más leído

Leé más

¿Qué te pareció esta noticia?

2.970297029703% Me interesa
0.99009900990099% Me gusta
2.970297029703% Me da igual
1.980198019802% Me aburre
91.089108910891% Me indigna

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario