Más espinas que Rossi para Boca en la Copa

El Xeneize cayó como local 2 a 0 ante Palmeiras y esta noche puede ser superado por Junior. El arquero, silbado por sus hinchas.

Buenos Aires. Boca deberá jugarse su permanencia en Colombina después de haber perdido como local contra Palmeiras 2 a 0, en el arranque de la 4ª fecha del grupo H, en el que ya se clasificaron a los octavos de final los brasileños. En caso de que esta noche Junior derrote a Alianza Lima y luego se imponga a Boca el próximo miércoles, en Barranquilla, dejará eliminado a Boca en primera ronda.

El Xeneize buscó ser prolijo en el manejo de pelota, pero eso lo terminó convirtiendo en algo muy previsible para un Palmeiras que se agrupó bien y buscó salir de contra. Con el paso de los minutos, la posesión intrascendente del conjunto argentino se hizo más evidente, sin mayor peligro en los arcos.

Llegando a la media hora, la más clara había sido del Palmeiras en el casi blooper de Agustín Rossi, que demoró un rechazo con los pies y la pelota terminó dando en la espalda de Keno. De milagro no fue gol y la suerte jugó a favor del cuestionado 1 de boquense.

El local arrimó el primer “uhh” popular a los 26 minutos, en un tiro libre recostado por la izquierda que demandaba centro, pero Cristian Pavón con el perfil cambiado buscó el arco y la pelota rozó el travesaño.

El gol llegó a los 39, luego de que Emanuel Mas cerrara correctamente un avance brasileño, aunque el mérito de Marcos Rocha fue no dejar escapar la pelota por el lateral y buscar el centro desde la derecha, que hizo conexión con la cabeza de Keno ingresando por el segundo palo para decretar el 1 a 0 parcial.

Fue en ese momento cuando Boca cambió el ritmo. Más apurado generó la más clara de la etapa a los 40’, tras la presión de Carlos Tevez que terminó en los pies de Pavón y el centro del 7 encontró a Wanchope Ábila. Sin embargo, el tanque de área puso mal el pie y terminó sacando la pelota por la línea de fondo.

Embed

Otra vez Rossi

La segunda mitad fue lo mejor del partido. Lisandro Magallán debió ver la roja apenas dio inicio el complemento, pero el árbitro obvió la segunda amarilla para el central argentino.

Palmeiras tuvo para ampliar su ventaja a los 7, en una gran contra que condujo Keno. El centro del delantero fue cerrado por Sebastián Pérez ante el ingreso de Lucas Lima. Pudo tener Boca el empate en dos jugadas seguidas, primero en los pies de Pablo Pérez que remató de zurda, apenas ancho después de un enganche pisando el área grande, y luego con Pavón, a quien le sacó un gran remate el arquero Jailson a mano cambiada, cuando el delantero había metido toda la comba abriendo muy bien el pie.

Pero del otro lado, Agustín Rossi tenía guardada su sentencia en el arco de Boca a los 22 minutos. El 1 decidió salir del área a cortar un largo pelotazo del rival, lo hizo hacia el centro del campo, pero lo peor fue todo lo que demoró en retroceder a buscar posición. Entonces Lucas Lima ensayó una emboquillada que definió el partido y puso al líder de la Superliga contra las cuerdas, en el grupo que completa hoy la fecha con el cruce de Junior de Barranquilla ante Alianza Lima de Perú en Colombia. Si los colombianos ganan, superarán la línea de Boca, que en la quinta del grupo deberá viajar a Barranquilla para jugarse todo en su objetivo de ingresar a los octavos de final de la Libertadores.

En los minutos finales se vivió un hecho llamativo, una acción que sin dudas representa un gran llamado de atención para el técnico Guillermo Barros Schelotto, para conocer su postura al frente del grupo después de que sus hinchas lo terminaran silbando en La Bombonera, cuando el partido ya estaba 2 a 0 en su contra y el 1 fue en búsqueda de un balón intrascendente, sobre la mitad del campo de juego.

"Duele perder así, pero tenemos que ser optimistas, quedan dos partidos y tenemos que ir a Colombia a ganar”.Santiago Vergini. Uno de los puntos más flojos de Boca, como casi todo el equipo.

"Teníamos la ilusión de ganar, buscamos por todos lados pero no pudimos convertir y eso en la Copa se paga".Sebastián Pérez. Apenas intervino para evitar un gol en el inicio del complemento.

Los bloopers de Rossi y Wanchope Ábila y silbidos para el arquero

Insólito Wanchope

Cuando Boca buscaba el empate, tras el tanto de Keno, Ábila conectó abajo del arco, y solo, un envío de Pavón pero en lugar de meterla la sacó.

Centurión se llevaría al Pipa

El ex Boca dijo que sueña con jugar al lado de Messi en Rusia, y al ser consultado sobre qué jugador de Boca se llevaría a Racing eligió a Benedetto.

El blooper de Rossi

En el inicio ya se había madado “una”. Y en el segundo gol de Palmeiras, Rossi quedó expuesto al salir lejos y no regresar. Fue silbado por todo el estadio. Ay...

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario


Lo Más Leído