Masacre en disco de Brasil: hay al menos 14 muertos

Se debió a una disputa entre dos bandas de narcotraficantes.

Brasil. Al menos 14 personas fueron asesinadas durante la madrugada de ayer en una discoteca en la ciudad brasileña de Fortaleza, en el marco de una disputa entre bandas de narcotraficantes. Hombres armados llegaron en tres autos y comenzaron a disparar contra la multitud que se encontraba en el boliche bailable Forró do Gago, en el barrio de Cajazeiras. Por sus hermosas playas, Fortaleza es uno de los principales centros turísticos de Brasil durante enero y hay muchísima gente en la zona.

De acuerdo a lo informado por la Policía, los asesinos forman parte del grupo criminal Guardianes del Estado de Ceará (GDE), que supuestamente buscaban asesinar a miembros del Comando Vermelho (Comando Rojo, con gran fuerza en las favelas de Río de Janeiro). Inicialmente el presidente de la Asociación de Profesionales de Seguridad Pública de Ceará, Reginauro Sousa, había dicho que 18 personas habían fallecido, pero el secretario de Seguridad local, André Costa, rectificó la cifra, citando 14 fallecidos. Esta es la mayor masacre registrada en el estado de Ceará atribuida al enfrentamiento de grupos criminales.

Hasta anoche, 12 personas se encontraban internadas por heridas de bala, algunas en grave estado. “Los cadáveres quedaron desparramados por la discoteca y otros en la vereda del lugar”, contó una mujer que afirmó que vio morir a cuatro de sus amigos, quienes no formaban parte de ninguna banda criminal, simplemente habían ido a bailar. Incluso vendedores ambulantes que estaban en la puerta del boliche también fueron baleados. Según radios locales, por las redes sociales los autores de la masacre publicaron videos festejando y brindando por haber cometido los asesinatos.

En conferencia de prensa, el secretario de Seguridad de Ceará dijo que la masacre “fue organizada y planificada” pero aclaró que las autoridades “no perdieron el control de la situación”, al explicar la apertura de la investigación.

“Los cadáveres quedaron desparramados por toda la discoteca y otros en la vereda. Yo vi morir a cuatro de mis amigos que no tenían nada que ver con las bandas narco: sólo habían ido a bailar”. Una testigo de la balacera

Una ciudad que quedó desierta

La ciudad de Ceará se despertó con la tragedia y quedó completamente desierta hasta la tarde, cuando los vecinos comenzaron a salir del encierro en el que se habían quedado, aterrorizados por lo ocurrido. La disco fue completamente precintada por la Policía, pero aun así podía verse desde lejos un impacto de bala en una de las paredes y también algunas sandalias abandonadas por los asistentes al boliche. “Es una escena brutal, una masacre jamás vista en Ceará”, dijo un policía que prefirió el anonimato.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario



Lo Más Leído