Vuelven a clases en la guardería tomada por las cucarachas

NEUQUÉN
Los 60 niños que concurren al CCI Ruca Cayún de barrio Villa Ceferino volverán mañana a las aulas tras la fumigación contra ratas y cucarachas que denunciaron los docentes.

La respuesta llegó 25 días después de la denuncia y luego de que el personal, el pasado martes, decidiera cerrar las puertas al no haber obtenido una respuesta por parte de la Dirección de Centros de Cuidados Infantiles, que recién ayer reaccionó y envió a una empresa para fumigar el CCI.

La empresa fumigadora se presentó a primera hora de la víspera en el edificio ubicado en Combate de San Lorenzo y Acosta y trabajó para desinfectar el lugar.

El martes pasado María Luisa Bravo, una de las educadoras, denunció la circulación de cucarachas en las alacenas y cocinas donde les preparan la merienda a los niños y también dijo haber visto ratas que salían de diferentes placares.

Bravo confirmó finalmente la respuesta desde el Ministerio de Desarrollo Social e indicó que hoy a primera hora todo el personal de la institución se encargará de limpiar las aulas y var todas las sábanas, mantas y manteles para que esté todo limpio al reingreso de los niños, a partir de mañana.

“Los niños van a volver a clase el viernes, da mucha bronca haber perdido días ya que hizo falta la denuncia para que respondan”, consideró. Al establecimiento asisten alrededor de 60 niños, desde los 45 días hasta los tres años.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído