El clima en Neuquén

icon
-2° Temp
77% Hum
La Mañana Ciudad

Cómo será el mapa de la ciudad si Gaido logra la ampliación

El municipio busca anexar una franja de 8 mil hectáreas que compró el ex intendente García en 1959. El límite norte llegaría casi a Mari Menuco.

Neuquén capital creció a pasos agigantados en los últimos 40 años, pero no modificó sus límites. Desde principios de los ´80, el ejido municipal es el mismo y ya está quedando chico. Por eso, el intendente Mariano Gaido busca consenso político para ampliar el mapa de la ciudad y anexar una franja al norte que se extiende casi hasta el lago Mari Menuco.

Si Gaido logra el aval para ampliar las fronteras capitalinas, la silueta del ejido urbano se verá muy diferente. Por ejemplo, se podrán transitar los primeros diez kilómetros de la ruta 67, que atraviesa la Meseta, sin salir de la ciudad de Neuquén.

Te puede interesar...

La franja que se quiere anexar abarca 8 mil hectáreas. Es un montón, si se tiene en cuenta que toda la capital neuquina ocupa hoy un pedazo de tierra de 12 mil hectáreas. La ampliación implica aumentar el ejido urbano actual un 60 por ciento.

El extenso terreno a anexar tiene la forma de un largo rectángulo, que parte en diagonal desde el barrio Colonia Nueva Esperanza y llega muy cerca de la costa sur del lago Mari Menuco. Son tierras que compró el Municipio en 1958 y le pertenecen en términos de propiedad, pero sobre las que no tiene jurisdicción.

Gastón Contardi, el coordinador de la Unidad de Gestión Municipal, explicó que el terreno a anexar formaba parte de un lote mayor de 12 mil hectáreas, que compró el intendente Aníbal García hace más de medio siglo. “En la década del ´60, pasaron 4 mil al ejido urbano, en una franja diagonal que arranca en Santa Genoveva, donde están las casas de YPF, y llega hasta Colonia Nueva Esperanza, pasando por Parque Norte”, relató.

Contardi dice que quiere gobernar desde los barrios hacia el centro.

Las otras 8 mil hectáreas remanentes quedaron fuera de la ciudad. Medio siglo atrás, estaban tan lejos de todo que nadie las incluía en los planes. Hoy, sin embargo, son un recurso clave para el crecimiento de Neuquén, una ciudad a la que cada vez le quedan más chicas sus fronteras.

“No hay más lugar hacia donde crecer y no hay más lugar sobre todo para viviendas y lotes con servicios, que es lo que la sociedad demanda”, subrayó Contardi.

Señaló que poseer esas tierras y no poder administrarlas lleva al municipio a situaciones insólitas. Mencionó que uno de los inconvenientes es que, en la última gestión de Horacio Quiroga, se hizo una reserva industrial con lotes ubicados sobre la ruta 67 y se vuelve difícil urbanizarlos.

“Hay cerca de 200 propietarios de tierras en el lugar y nosotros tenemos que avanzar con los servicios ahí, pero estaríamos avanzando fuera del ejido, sin poder cobrar tasas por más que sea nuestra tierra porque quienes están en ese lugar quedan en un limbo jurídico”, observó.

Las 8 mil hectáreas abarcan también explotaciones petroleras y de canteras, que hoy están bajo jurisdicción provincial. En lo inmediato, las tierras más próximas a anexar se destinarán a planes habitacionales.

mapa ejido nqn.jpg

Contardi aseguró que la ampliación “no altera ni pasa por encima de ninguna jurisdicción municipal” de las localidades vecinas. Afirmó que quedan tierras disponibles incluso para que Centenario logre la unificación de su ejido, que quedó partido en dos por Vista Alegre.

La ampliación se discute hoy en el Concejo Deliberante, para contar con el apoyo político de los ediles. Sin embargo, la prueba de fuego será la Legislatura, que es la que puede definir si el proyecto se vuelve realidad.

En los últimos años, hubo varios pedidos de ampliación de ejidos municipales que quedaron dando vueltas por los pasillos legislativos sin ver la luz. La ventaja de Neuquén es la compra de García en 1959, que le otorga la propiedad privada de los terrenos sobre los que pretende extenderse.

Si Gaido tiene éxito en esta cruzada, la ciudad extenderá un brazo de casi 35 kilómetros hacia Mari Menuco y cambiará radicalmente su silueta. Colonia Nueva Esperanza ya no será el barrio más al norte y los cartógrafos capitalinos tendrán trabajo extra, porque el mapa que estuvo vigente por dos generaciones no volverá a ser el mismo.

ejidos.jpg

-> La ciudad más grande con el ejido más chico

Neuquén capital es, sin dudas, la ciudad más grande de la Patagonia. Esa afirmación es cierta si se toma en cuenta la cantidad de habitantes, de barrios y de manzanas urbanizadas. Sin embargo, esta metrópolis que aspira a ser el hogar de un millón de personas en un par de décadas cuenta con uno de los ejidos más chicos de la región.

El ejido es el mapa administrativo de cada ciudad, la silueta que determina sus límites. En el caso de Neuquén, desde hace casi medio siglo, esa mancha urbana abarca 12.800 hectáreas.

La cifra contrasta con la superficie asignada a varias localidades vecinas. El caso más paradigmático es el de Senillosa, que se extiende a lo largo de 143 mil hectáreas, diez veces el ejido municipal de Neuquén.

También Centenario, una de las ciudades satélite de la capital provincial, la duplica en superficie. La ciudad que gobierna Javier Bertoldi quedó repartida en dos fragmentos, que totalizan casi 26 mil hectáreas. Pese a que corre con ventaja respecto a Neuquén, lleva varios años con un debate legislativo para ampliar sus límites, porque ya no le quedan tierras urbanizables.

La situación de Plottier es similar. La ciudad que tiene por intendenta a Gloria Ruiz dispone de un ejido de 14 mil hectáreas, por encima que la capital neuquina, aunque con una cuarta parte de los habitantes. Al igual que Centenario, tiene en debate un proyecto para extender sus fronteras porque necesita tierras para seguir creciendo.

Neuquén capital hoy sólo supera en extensión de tierras a sus vecinas menos pobladas como Vista Alegre, que abarca 10 mil hectáreas, o San Patricio del Chañar, con 9 mil.

Lo más leído

Leé más

¿Qué te pareció esta noticia?

20.689655172414% Me interesa
41.379310344828% Me gusta
7.8817733990148% Me da igual
3.9408866995074% Me aburre
26.108374384236% Me indigna

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario