De miserables y mala Policía

María Laura Bustamente, la super-abuela de 85 años que con su bastón se resistió a un robo en pleno microcentro, dejó en evidencia que hay miserables y una mala Policía.

Ayer en LU5 y luego en LM Neuquén, charlamos con la superabuela (ver pág. 14) que relató con lujo de detalles el dramático episodio que sufrió el lunes en la esquina de Belgrano y Avenida Argentina, por el cual quedó con varios moretones.

Te puede interesar...

El ladrón en bicicleta quiso engañarla para sacarle plata. La abuela advirtió la maniobra y quiso apartarse, pero el hombre trató de arrebatarle la cartera a la que María se aferró con sus pocas fuerzas, que por cuestiones del azar alcanzaron para evitar el robo y hacer caer al delincuente que se terminó dando a la fuga cuando una horda de comerciantes y vecinos salían en auxilio de la abuela.

Lo miserable de este hombre es su intención de aprovecharse de los abuelos que cada vez tienen menos posibilidades de circular en esta furiosa ciudad. Nuestros viejos deben vivir encerrados ante estos temores reales que acechan en las calles.

María recordó que nunca había vivido algo parecido. Esta fue la primera vez que necesitó de la Policía. Pero, a pesar de los llamados que hicieron vecinos del lugar al 101, la Policía no apareció.

En un acto de vergüenza, la Policía nos pidió el teléfono de María y fue hasta su casa a tomarle la denuncia. Hay cámaras de seguridad en esa cuadra y, además, la abuela recuerda el rostro del ladrón. Esperemos que sirva para detenerlo, aunque seguro no va ir preso. Internamente, en la Policía investigan por qué no reaccionaron a tiempo.

Una abuela de 85 años y con bastón se defendió de un ladrón. Llamaron al 101, pero la Policía nunca fue al lugar.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario


Lo Más Leído