Gutiérrez le pone fichas al diálogo con los mapuches

Lo propuso en una reunión con ministros nacionales y gobernadores.

NEUQUÉN

El gobernador Omar Gutiérrez acordó poner mayor firmeza en el cumplimiento de las leyes y abrió el diálogo respecto de un tema sensible como es el conflicto de los pueblos originarios y las tierras.

Lo hizo en una reunión realizada ayer en Casa Rosada, convocada por el jefe de Gabinete, Marcos Peña, donde estuvieron sus pares de Río Negro, Alberto Weretilneck, y de Chubut, Mariano Arcioni.

“El orden constitucional democrático es innegociable porque es la base de toda sociedad que desee convivir en paz respetando la diversidad cultural argentina”, expresó el mandatario provincial.

“Las temáticas de las comunidades requieren un abordaje múltiple, dinámico, abierto, que involucre a sectores sociales y gobiernos. La herramienta es el diálogo”, dijo Omar Gutiérrez, gobernador de la Provincia del Neuquén.

La preocupación del gobierno nacional viene por una escalada de hechos violentos atribuidos a la Resistencia Ancestral Mapuche (RAM) en la Patagonia, un grupo del que no se sabe de sus integrantes ni de su conformación oficial.

“Los pueblos originarios son argentinos, neuquinos, rionegrinos, chubutenses. Este modelo constitucional no es un tecnicismo, es la visión política del país adoptada a partir de la reforma de 1994 y refleja la diversidad en la unidad de una sola nación”, consideró.

Neuquén tiene una extensa historia en materia de reconocimiento de las comunidades originarias, más allá de lo eventual de este debate nacional, que parece haber tomado distintas aristas.

53 son las comunidades mapuches reconocidas. Es a través del relevamiento que hizo el gobierno provincial. La Confederación Mapuche reclama unas 10 más. La zona más sensible y de conflicto es la petrolera en Vaca Muerta.

En la reunión estuvieron los ministros de Seguridad, Patricia Bulrich; de Justicia, Germán Garavano, y de Interior, Rogelio Frigerio.

“Es tiempo de conformar un espacio de articulación entre los gobiernos nacional y provinciales, con presencia de la justicia, los legisladores, y todas las comunidades originarias; todas, no sólo aquellas que por distintas razones tienen mayor visibilidad. Debemos fijar mínimos comunes y dejar trazada la senda por dónde se puede caminar y por dónde no”, dijo Gutiérrez.

En Neuquén, el conflicto mapuche más grande lo tuvo Tratayén con la toma de tierras privadas por cuatro meses. Hubo un desalojo pacífico, pero el reclamo por el reconocimiento ancestral aún no terminó para el sector.

Se va a conformar un comité de ministros

NEUQUÉN

La semana que viene se repetirá la reunión entre los funcionarios nacionales y los patagónicos en la Casa Rosada, dejaron trascender fuentes del gobierno nacional a los periodistas acreditados. Para entonces, ya estará conformado un comité con los ministros nacionales y provinciales de Seguridad y Justicia, y se espera que salga un documento redactado en conjunto y con las firma de todas las partes en el que se fije una postura.

Del encuentro de ayer no se difundieron fotos ni información oficial, más allá de las declaraciones que cada gobernador hizo por su cuenta. Las conclusiones sobre el cónclave expresadas por el neuquino Omar Gutiérrez fueron mucho más moderadas que las esgrimidas por el rionegrino Alberto Weretilneck, sin que esto signifique que exista distanciamiento alguno entre ambos.

Weretilneck y el chubutense Mariano Arcioni vivieron en sus propios territorios consecuencias más graves que Gutiérrez en el suyo devenidas del conflicto mapuche. En Chubut murió Santiago Maldonado durante una avanzada de Gendarmería sobre territorio de la Pu Lof en Resistencia de Cushamen. Y en Río Negro falleció Rafael Nahuel tras un desalojo en Villa Mascardi.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario



Lo Más Leído