Hubo colas para comprar pescado en Semana Santa

Muchos neuquinos mantienen la tradición de no comer carne durante el jueves y viernes.

Tres policías custodian el ingreso al local. No se trata de un banco ni de una financiera. Es una pescadería que está despachando productos de mar como si fuera el último día de su actividad comercial hasta agotar el stock que le queda.

Es Jueves Santo y en vísperas de la jornada que recuerda la muerte de Cristo, son muchos los neuquinos que mantienen la tradición de no comer carnes rojas. Por eso, aprovechan la mañana para hacer las compras.

Te puede interesar...

Anticipando lo que será un buen día de ventas, el dueño del local ubicado sobre la calle Belgrano reforzó la atención con varios empleados, que seguramente son familiares o amigos. Juntos forman el equipo ideal para atender semejante demanda.

En las vitrinas, ya tienen embolsados y pesados varios productos que seguramente tendrán salida, especialmente en el rubro de los mariscos. Hay bolsitas de mejillones, camarones, berberechos, langostinos, tentáculos y tubos de calamar que ya fueron preparados con anticipación. Solo resta entregarlos a los clientes y cobrarlos.

A los costados del enorme exhibidor, la merluza, estrella de los menús argentinos para estas épocas, se ofrece fileteada y sin espinas, junto a otros pescados no tan populares pero que también son una buena opción para cocinar en las Pascuas.

Una mujer pregunta por alguna promo, mientras el pequeño local se llena de clientes que sacan un número y esperan en un rincón o directamente se van a la vereda porque no hay capacidad física para más de 10 personas en el lugar.

“En mi familia siempre tratamos de consumir pescado una vez a la semana. Para las Pascuas ya es una tradición hacer una paella”, dijo Irma, vecina que esperaba en la pescadería de la calle belgrano.

“Compramos porque nos gusta, no tanto por la tradición. Además, en comparación con el precio del asado, no es tan caro”, dijo Gustavo, vecino que compraba en la pescadería de la diagonal españa

Comparaciones

“Los precios están caros, pero si uno los compara con la carne, no es tanto”, asegura Manuel, un vecino del barrio que programó una paella para su familia. Dice que en mariscos gastó 500 pesos y que sumando un par de presas de pollo, el arroz y las verduras, el banquete no superará los 700 pesos.

"Imaginate si tuviera que hacer un asado; con la leña y las ensaladas, gastaría mucho más”, razona. Otra mujer que espera en la vereda lo escucha y asiente. Dice que ella hará una empanada gallega, pero no de atún como el plato más tradicional en Pascuas, sino de pescado fresco. “Compro algunos filetes de merluza y le pongo unos puñaditos de mariscos surtidos; es un poquito de todo y queda riquísima”, cuenta entusiasmada. Aclara que la masa de la tarta la hará ella, con la receta familiar que heredó de su abuela.

A último momento

En otras pescaderías el panorama es similar. Hasta el miércoles las ventas no venían bien, según reconocieron los comerciantes del rubro, pero indudablemente la gente esperó hasta el último momento para hacer las compras pascuales.

“En mi casa respetamos la tradición, pero solo el día viernes; el resto del fin de semana comemos lo de siempre, inclusive algunas comidas con carne”, asegura una mujer que está por ingresar a la pescadería ubicada en la Diagonal España, local que siempre despacha una amplia variedad de productos de mar. Asegura que el menú para este Viernes Santo será un arroz con mejillones porque a su familia le encanta y que probablemente también cocine una tarta de atún, pero con los lomitos frescos que venden en ese lugar.

Mantienen las inspecciones

La Municipalidad de Neuquén mantiene los controles en pescaderías y lugares habilitados para la venta de productos de mar, con el fin de garantizar la calidad de lo que allí se vende en esta Semana Santa.

“Hay que tener especialmente en cuenta que el pescado es un alimento perecedero que debe ser conservado en condiciones especiales”, reiteró Gustavo Orlando, subsecretario de Comercio del municipio capitalino. Un total de 17 son las pescaderías registradas en la ciudad de Neuquén que comenzaron a ser inspeccionadas en los últimos días. Los controles que realizan los inspectores municipales abarcan, además, a las grandes superficies que comercializan pescado y mariscos.

Orlando pidió a los consumidores que tengan en cuenta algunas recomendaciones que revelan si el pescado está en condiciones de ser consumido, como el olor, color y textura de la carne. “No tienen que oler a amoníaco, los ojos tienen que ser brillosos y nunca estar hundidos y las escamas deben estar adheridas a la carne”, explicó.

LEÉ MÁS

Semana Santa: cómo funcionan los servicios durante este finde largo

Así estará el tiempo durante el finde largo en Semana Santa

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído