La mujer cautiva está bajo custodia y su ex, en libertad

La trasladaron a una casa con sus 6 hijos y tiene protección policial.

Neuquén
La mujer que fue secuestrada y encerrada durante cinco meses por su ex pareja en una chacra de Colonia Nueva Esperanza fue dada de alta y ahora está alojada en una casa con custodia policial permanente y rodeada de sus seis hijos. Su embarazo de cuatro meses evoluciona favorablemente. Por su parte, el hombre recuperó la libertad y le impusieron una restricción de acercamiento.

Por estas horas, la Fiscalía de Violencia de Género busca reunir elementos de pruebas para concretar la detención del presunto secuestrador (ver recuadro).

Ayer a la mañana, los médicos del Hospital Horacio Heller le dieron el alta médica a la mujer de 31 años, que presentaba moretones en todo el cuerpo causados por los golpes que recibió con un rebenque. En la frente tenía una herida provocada con una tenaza.

No bien salió del hospital, un móvil de la Comisaría 20 la llevó hasta Colonia Nueva Esperanza, donde retiró a sus hijos y la trasladaron a una vivienda donde está custodiada en forma permanente por un efectivo policial.

Desde el hospital confirmaron que a pesar de las golpizas que sufrió la mujer, el embarazo, de cuatro meses, sigue su curso y el feto está en perfecto estado.

El presunto secuestrador ayer recuperó la libertad, se le impuso una restricción de acercamiento de 200 metros y todas las semanas deberá presentarse en la fiscalía para acreditar que permanece en la provincia.

Fuentes de la fiscalía confiaron que de la casa del cautiverio excluyeron al hermano del hombre acusado del secuestro y se consignó la vivienda hasta que finalmente ayer a la tarde se concretó el allanamiento.

En la casa se buscaron las armas denunciadas por la mujer, pero sólo se encontraron las cartucheras y algunos elementos que podrían estar vinculados a la causa.

De acuerdo con las informaciones que manejan los pesquisas, la mujer a mediados del año pasado había logrado que el Juzgado de Familia 4 le impusiera al hombre una restricción de acercamiento y rondines policiales. Cuando la Policía dejó de custodiar la casa de la mujer, el hombre aprovechó para secuestrarla con sus hijos y la llevó a la casa donde la tuvo cautiva cinco meses. Durante ese periodo la embarazó pero nunca permitió que se controlara médicamente. El jueves a la tarde en Parque Industrial, la mujer logró zafarse de su ex.


Investigación
La Fiscalía salió a buscar pruebas

La Fiscalía de Violencia de Género no solicitó la detención del presunto secuestrador porque "se deben reunir las pruebas necesarias para demostrar que lo contado por la mujer sea cierto". "De lo contrario, un defensor en dos días lo pone al hombre en la calle y a nosotros nos comienzan a correr los plazos procesales", se informó.

La fiscalía tiene previsto entrevistar a la mujer entre el lunes y el martes. Ahora, un médico forense deberá cotejar las lesiones que sufrió. Es necesario encontrar las armas, que en el allanamiento de ayer no aparecieron, y demostrar que existió el cautiverio. Además se investigará si el embarazo fue forzado en esa situación.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído