Mucho tráfico eleva el riesgo de obesidad

Según un estudio, está relacionado con el ruido.

Además de fastidio, el tránsito de las grandes ciudades puede afectar la salud. Ya desde hace algunos años la Organización Mundial de la Salud (OMS) considera la contaminación acústica como uno de los principales factores medioambientales con mayor impacto. En 2017, un equipo de científicos de la Universidad de Nottingham Trent reveló que la contaminación acústica podía alterar la frecuencia cardíaca. Otro trabajo focalizado en Ciudad Condal, de Barcelona, había demostrado, además, que la polución, pero también los niveles de ruido, especialmente el relacionado con el que emiten los vehículos, como descubrió un trabajo posterior, explicaban más de 1200 muertes.

Pero siempre puede haber algo peor. Sucede que un nuevo estudio determinó que la exposición a largo plazo al ruido procedente del tráfico rodado está asociada a un incremento en el riesgo de obesidad. Concretamente: un incremento de 10 dB en la media de ruido supone un 17% más de obesidad. En el estudio, liderado por María Foraster, una experta en epidemiología ambiental del Instituto de Salud Global de Barcelona, se destaca que la cacofonía que origina el tráfico podría ocasionar a largo plazo un aumento en el riesgo de padecer obesidad.

Te puede interesar...

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario


Lo Más Leído