Piden explicaciones a la Muni por Bardas Norte

Es por el negocio inmobiliario que se quería hacer en esa zona. En el MPN aseguran que no lo permitirán.

Neuquén.- Los concejales del MPN pidieron ayer explicaciones a la Municipalidad sobre el destino de las casi 10 hectáreas de Bardas Norte, cuyos trabajos de movimiento de suelo están paralizados a la espera de una definición judicial.

La polémica sobre este tema volvió a surgir a partir de una publicación de este diario en la edición del lunes, que consigna que detrás de ese desarrollo existía un proyecto inmobiliario que preveía la construcción de edificios en 50 lotes de 600 metros cuadrados cada uno, en un área declarada zona protegida.

Te puede interesar...

María Eugenia Ferrareso, concejal en representación del partido provincial, presentó un proyecto de comunicación para que primero “se informe el acuerdo con el defensor del Pueblo y después que den explicaciones sobre este posible desarrollo inmobiliario”.

Ferrareso recordó que hizo una denuncia sobre este tema en su momento, señalando que la obra en cuestión no se trataba sólo de un azud y que nunca se recibió una respuesta de parte del Municipio.

“En todo este tiempo esquivaron dar explicaciones, pero es obvio que atrás de esto existe otra cosa, y si hay información queremos que se aclare porque se trata de un área protegida, más allá de que el dueño de esas tierras sea un privado. No se puede cambiar el uso del suelo si esto no es autorizado, y nosotros no vamos a aprobar modificarlo”, indicó la concejal.

Negocio inmobiliario

La polémica con Bardas Norte se dio a partir de que se denunciaron trabajos de movimiento de suelo que habían erosionado la barda el año pasado.

Las tierras pertenecen a la empresa Arco SRL, que las adquirió en abril de 2015 por un valor de $3 millones. Según costa en la escritura, la firma pretendía subdividir esas casi 10 hectáreas en 50 lotes, razón por la cual se habían realizado trabajos que comprendían algo más que las obras pluvioaluvionales, consistentes en azudes, autorizados por la Municipalidad.

La Muni niega

Desde el Ejecutivo de la ciudad negaron que se haya autorizado la apertura de calles. Se indicó que existe un camino para el traslado de materiales para la construcción de uno de los azudes.

“La Municipalidad nunca cedió una calle, ni habilitó su apertura, sólo se marcó por el paso de los camiones por las obras que se estaban haciendo”, replicó las críticas Guillermo Castejón, secretario de Obras Públicas de la Municipalidad.

“En lo que respecta a obras públicas, la ejecución de los azudes que es para el barrio Rincón de Emilio sobre el cauce de Cañadón está judicializado y por ello a los fines de cumplimentar con lo que establezca la Justicia, se está a la espera del dictado de sentencia”, agregó.

La última inspección ocular al lugar se hizo el 24 de febrero, en la que participaron las empresas acusadas de generar daño ambiental, representantes de la Municipalidad, vecinos, el juez que entiende en la causa y la Defensoría del Pueblo.

Bardas norte

Niegan tráfico de influencias

Respecto del posible tráfico de influencias para favorecer a la empresa Arco SRL, denunciado por el diputado provincial del MPN Claudio Domínguez, el concejal de Cambiemos Mario Lara dijo: “Todas las tierras que se vendieron fueron aprobadas por el Concejo Deliberante, incluso por los ediles del bloque del MPN, y lo azudes, en el caso particular de Bardas Norte, fueron pedidos por el Municipio”, y apuntó: “Están queriendo tapar un gran problema de gestión. Acá no hay ningún tráfico de influencias. Ellos sí tienen ese tipo de cosas, como lo de Andorra, que involucra a Jorge Sapag”, señaló.

LEÉ MÁS

Bardas Norte: con un juez, visitan el lugar de las obras

Bardas Norte escondía un gran negocio inmobiliario

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario


Lo Más Leído