¿Turner se queda con el fútbol?

Macri se reunió con un representante de la firma para negociar el FPT. Los partidos seguirían siendo "gratis" hasta 2019.

Fútbol para Todos sigue siendo objeto de especulaciones, rumores y debate. En medio de las versiones que dan por sentado el fin de la gratuidad a partir del 1° de enero del próximo año y la visita del secretario de Estado John Kerry, volvió a aparecer el gigante norteamericano Turner como una pieza central que reconfigura las fuerzas dentro del tablero de ajedrez mediático.

La semana pasada, La Nación reveló un reunión fuera de agenda del propio presidente Macri con Whit Richardson, vicepresidente de Distribución y Mercadeo de Turner. En efecto, el jueves, a las 1:25 de la mañana, un hombre rubio, alto y de ojos claros bajó de un Peugeot 408 gris e ingresó rápidamente por la explanada de la Casa Rosada.

Según publicó el portal de noticias La Política Online, el encuentro giró en torno al contrato de televisación del torneo de primera división. De acuerdo con el artículo, el Gobierno tiene dos exigencias para la cadena estadounidense: que aporte unos 3000 millones de pesos y que mantenga la gratuidad del fútbol hasta que termine el mandato de Macri en 2019. A cambio de eso le ofrecerían un contrato -que debería avalar la AFA- por muchísimo tiempo para que recuperen la inversión. Se habla de hasta treinta años.

El interés del conglomerado yanqui por la transmisiones locales radicaría en el creciente nivel de esponsorización y audiencia latina que tiene el fútbol argento.

Turner reclama seguridad jurídica para que cuando Macri termine su mandato pueda cobrar por el fútbol.

¿Y Clarín?

La nota de LPO señala a su vez que el Gobierno baraja opciones para armar un combo que reparta la televisación de algunos partidos con el Grupo Clarín, DirecTV, Fox y ESPN. En principio, estos grupos no quieren negociar los derechos del fútbol porque el Gobierno insiste en mantenerlo gratis hasta el 2019, pero se sumarían a un esquema de costos repartidos y financiado en parte con un impuestazo al cable. De este modo, todos los que hoy posean cable o TV satelital pagarían entre 30 y 50 pesos extra que servirían para cubrir lo que las operadoras deberán desembolsar en el convenio con Turner, que sería dueño de los derechos pero necesitaría a empresas como Cablevisión y DirecTV para distribuirlo. Así, el Grupo Clarín, por ejemplo, también sería parte del negocio.

Desembarco en Telefe y con los ojos puestos en C5N

En el encuentro entre Mauricio Macri y el representante de Turner, Joel Whitten Richardson, también se trató el tema de la inminente compra de Telefe, que podría concretarse antes de fin de año por unos 300 millones de dólares.

Hace un mes, la firma norteamericana acordó con la emisora de Tomás Yankelevich la realización de una auditoría para conocer el verdadero valor del canal. Estos avances comienzan a ver resultados cuatro meses después de que el presidente norteamericano, Barack Obama, le pidiera a Macri que le diera una mano a Turner para entrar en el mercado argentino.

Además, el grupo norteamericano estaría interesado en lanzar en el país la señal de noticias CNN, entusiasmado por el éxito que tuvo en Chile. Según publicó La política Online, en la Casa Rosada no descartan la posibilidad de que el grupo fundado por Ted Turner compre C5N, la señal de Cristóbal López, muy crítica de la gestión macrista.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído