Un kiosco narco funcionaba en un taxi

La Policía actuó justo cuando el tachero y un cómplice intentaban venderle marihuana a un menor de 17 años. La Justicia Federal los liberó después.

Cipolletti
Los kioscos narcos se multiplican. Y ante la anunciada lucha contra la droga, todos los días se buscan alternativas para no ser descubiertos por la Policía. Esta vez, los dealers tenían montado el negocio en un taxi.

Mientras hacían una transa en el barrio Arévalo, fueron atrapadas tres personas (un menor de 17 años) en el interior de un taxi justo cuando estaban haciendo la transacción. Aunque tenían en su poder 300 gramos de marihuana, una balanza de precisión y 2500 pesos, los tres quedaron libres a las pocas horas, por orden del Juzgado Federal de Roca.

El procedimiento se desarrolló en forma normal y tuvo su origen en la tarea preventiva que desarrollan los bicipolicías, quienes advirtieron el auto estacionado en la intersección de las calles Rubén Darío y O'Higgins, a pocas cuadras de la cancha de Cipo.

Cuando los policías se acercaron al vehículo, notaron cierto nerviosismo de los ocupantes y la presencia de un bloque compacto, junto a una balanza.

Fuentes policiales destacaron que las personas fueron consultadas y que una de ellas reveló su intención de comprar marihuana.

Pero las versiones fueron confusas y otro joven manifestó que habían adquirido en conjunto unos 300 gramos para luego distribuirlo.

A los agentes de la Cuarta se sumaron los integrantes de Criminalística y Toxicomanías, que se encargaron de requisar las distintas partes del taxi y, de manera paralela, llevar a cabo el análisis de narcotest para establecer la calidad de la sustancia ilegal.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído