Una reina se quedó sin corona por ser mamá

Ganó el Miss Mundo Neuquén, pero un día después le quitaron el cetro por tener una hija.

Ana Laura Calducci
calduccia@lmneuquen.com.ar


Neuquén.- Tamara Fernández es una joven modelo y mamá de Centenario que en la última semana pasó de la felicidad plena a una angustia dolorosa. El miércoles a la noche, en una glamorosa ceremonia, ganó el certamen Miss Mundo Neuquén, para representar a la provincia a nivel nacional. Un día después, la bajaron del concurso por tener una hija y no haberlo ocultado ante los jueces.

Tamara lleva varios años en el modelaje y sabía que en los concursos de belleza no quieren mamás. "Por eso, cuando me citan por Facebook, dije que no; pero insistieron y me dijeron desde la agencia que organizaba que no pasaba nada porque el contrato no dice nada sobre ser madre, así que no había que hacerle caso a eso", contó.

Fue a los primeros ensayos y le pidieron 500 pesos de inscripción. Decidió bajarse, preocupada por terminar perdiendo plata y tiempo. La llamaron, insistieron en que no había problema y le indicaron que tenía condiciones para ganar. Las otras participantes la conocían, al igual que los organizadores. Sabían que tiene una beba de dos años.

Sabían: "Siempre estuve con mi hija, no la escondí; por eso estoy molesta", dijo Tamara.

El miércoles por la noche, en el Casino Magic, los jueces la declararon ganadora. Estaba feliz, porque eso implicaba viajar a Buenos Aires y quizás llegar a una instancia internacional. También porque significaba un impulso a su carrera. "Estuve estudiando dos semanas, con ensayos hasta las 11 de la noche, y ese día me temblaba el cuerpo de la emoción", contó.

El jueves, mientras participaba de un evento de moda, la llamaron por teléfono y, en 10 segundos, derrumbaron sus expectativas. La frase fue breve: "Te bajaron del certamen; se enteraron de que sos mamá". Eso fue todo. No hubo más explicaciones.

Para Tamara, fue desconcertante. "Me sentí muy mal y después me enteré que en Facebook varias chicas habían empezado a contar de mi nena, me agredían, pero no creo que eso haya sido el verdadero problema", indicó.

"Yo siempre estuve con mi hija, no la escondí; por eso estoy molesta con los organizadores", manifestó y dijo que también le da bronca "que en un certamen así discriminen a las mamás".
"Cuando tuve a mi hija, varias me dijeron que era un error, pero mi bebé fue concebida con amor y hay tantas mujeres bellas de mi edad que tienen todos los requisitos; no es justo que no nos dejen cumplir nuestros sueños por ser madres", cuestionó.

Su pareja, Patricio, fue más allá: "Ese requisito es terrible, castigan a una chica por tener un bebé y favorecen a alguien que se hizo un aborto para seguir siendo modelo; no tiene sentido". En un mes, viajará a Buenos Aires la joven que quedó en segundo lugar. En las promociones de Miss Mundo Neuquén, borraron las fotos de Tamara. También cancelaron las notas de televisión y le advirtieron que no publique el video de su coronación, para no sufrir represalias. Los organizadores sabían que era modelo y mamá. Su pecado fue no esconderse.


Candidatas que sean lindas, pero sin hijos ni pareja

Prácticamente en todos los concursos de belleza, además de determinada altura y edad, se exige a las aspirantes que no tengan hijos ni pareja. Ocurre en eventos privados y también públicos. Sin ir más lejos, es lo que se pide para ser reina de la ciudad, en Neuquén, y también lo que ocurría en la Fiesta de la Actividad Física, en Cipolletti.

Hace un año, la ex diputada nacional Gloria Bidegain (FPV) presentó un proyecto de ley en el Congreso para regular los concursos de belleza y evitar que se impongan estereotipos físicos y de conducta a las chicas.

La propuesta, que generó polémica, planteaba que no puede ser condicionante para participar "el estado civil o estado de embarazo" de las candidatas.

En Río Negro, se sancionó en agosto de 2015 una ley en el mismo sentido, que impide condicionamientos de salud y comportamiento social para los concursos de belleza. Para la misma época, hubo un intento de regulación en Neuquén de los concejales de la CC-ARI, pero finalmente esa iniciativa no prosperó.

En algunos concursos, las normas sobre la vida privada de las participantes son más estrictas aún. En General Roca, hasta el año pasado, para las chicas elegidas como reina y princesas, estaba prohibido que "porten celulares, ingieran bebidas alcohólicas, fumen, bailen o hagan manifestaciones de afecto con amigos, novios o parientes".

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído