Vaca Muerta como salvación de las pymes

Presión de clusters del país. Córdoba, Santa Fe y Buenos Aires quieren entrar en el negocio que derrama la actividad en Neuquén. El sindicato puso el grito en el cielo, pero se abrió el debate.

POR ADRIANO CALALESINA - adrianoc@lmneuquen.com.ar

Todos se quieren llevar un pedacito del negocio de Vaca Muerta. Córdoba, Santa Fe y Buenos Aires buscan sentarse a la mesa y probar de un plato en la cuenca neuquina, que promete deliciosas ganancias a futuro: el derrame de la actividad no convencional.

Pero entrar no es fácil. No sólo hay que ser competitivo en el mercado, sino aceitar las relaciones con la lógica que tiene Neuquén, tanto en el gobierno como en el sindicato. Ambos ya advirtieron que la prioridad de trabajo en la industria hidrocarburífera está en las pymes neuquinas. Y con esa grieta, empezó la puja por facturar.

Con la aparición de los clusters de Vaca Muerta en todo el país, Neuquén se convirtió en un páramo para los empresarios y gobiernos que buscan hacer pie en el negocio. No con las grandes operadoras, sino con las denominadas empresas “del tercer cordón”, en términos de facturación, abocadas a los servicios petroleros.

La gama es variada: desde compañías que bucean en el mercado del medioambiente, pasando por las metalúrgicas para la confección de válvulas, hasta servicios de catering y constructoras de viviendas para petroleros.

MAS-pieza-p08A-salvacion-pymes.jpg

El negocio de Vaca Muerta todavía no es medible en términos finos. No sólo es el dinero que facturan las operadoras, asociadas a las empresas de servicios especiales durante la etapa de perforación de pozos, sino las compañías secundarias. Las ramas de facturación parecen infinitas, en distintas etapas de los pozos: la exploración, terminación, producción y procesamiento. Desde la venta de químicos para el fracking, el cemento, herramientas para la perforación hasta los servicios de asesoramiento en cuestiones legales y contables.

Según algunos datos que maneja el Centro Pyme, la facturación de las pequeñas empresas durante tres meses es de alrededor de $4000 millones. La cifra necesita la actualización dolarizada. Pero la torta es grande y muchos desembarcan en la provincia para lograr un contrato con las operadoras.

El tema quedó expuesto el jueves pasado en el Tercer Encuentro de Pymes proveedoras de Vaca Muerta que se realizó en Mar del Palta. Allí, el ministro de Turismo bonaerense, Javier Tizado, propuso un crédito de unos $9 millones para las compañías que quieran ser proveedoras en los yacimientos. “La industria de la provincia está en condiciones de colaborar, tiene calidad, y si no la tiene y no tiene los requerimientos técnicos, el gobierno bonaerense las va a ayudar para que puedan alcanzar los estándares internacionales que exige el yacimiento para ser proveedores”, expresó el funcionario durante el encuentro.

MAS-pieza-p08-salvacion-pymes.jpg

Y la respuesta no se hizo esperar. Ese mismo día, el senador neuquino y líder del sindicato petrolero, Guillermo Pereyra, le puso un cerrojo a la intención de que se instalen “empresas golondrina” en Vaca Muerta. “Ya tenemos experiencia y estamos cansados de empresas que vienen a trabajar a la provincia y desaparecen de un día para el otro, dejando un tendal de deudas con nuestra organización, con la obra social y con los proveedores”, disparo el sindicalista en un tono que, se supo, generó ruido en los actores de la industria y los gobiernos.

No sólo en la provincia de Buenos Aires están tras los pasos de anotarse como proveedores en la cuenca neuquina, sino también los empresarios del cluster de Bahía Blanca y la Unión Industrial Argentina, que tiene interés en aportar experiencia en empresas de metalúrgica pesada.

El cluster de Rosario también está activo. El secretario de Producción de Santa Fe, Carlos Pighin, dijo a +e que la provincia puede aportar tecnología para los yacimientos. “Hay mucha tecnología en la provincia de Santa Fe, estamos encabezando a nivel mundial, no tenemos nada que envidiar a la tecnología de los países del primer mundo, como Estados Unidos”, indicó el funcionario, y recalcó que ya hay más de 20 empresas de esa provincia bajo contrato en Añelo. También expresó que “Vaca Muerta es como un gran supermercado que necesita abastecerse de todo”.

MAS-pieza-p08B-salvacion-pymes.jpg

Los cordobeses también pusieron el foco hace unos años en Vaca Muerta, con la conformación del cluster del Petróleo y el Gas y Minería de Córdoba, y tienen en carpeta empresas, incluso de desarrollo de software y de metalmecánica.

Más allá de la oferta de proveedores que hacen fila para vender en todo el circuito de la industria, aún falta analizar algunas variables, de acuerdo con fuentes consultadas. Una es la cuestión de la competitividad de cada empresa, qué producto ofrece y a qué costo, más allá de las “barreras” que pueda poner una provincia para la defensa del empleo local. Así las cosas, el sol de Vaca Muerta parece salir para todos.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario