Atrapados tras huir con dos cerdos robados en el baúl

Escaparon de un control policial y los persiguieron. La Justicia acusó a uno.

Neuquén. Una persecución policial por el oeste neuquino terminó con un final inesperado. Tras detener a dos hombres y dos adolescentes que escaparon de un control a bordo de un Chevrolet Corsa, un chillido que provenía del baúl llamó la atención de los uniformados. Para su sorpresa, al abrirlo se encontraron con dos pequeños cerdos, que habían sido robados horas antes. Ahora, la Justicia acusó al conductor de 35 años por el hecho.

La semana pasada se realizó una audiencia en la que el juez Gustavo Ravizzoli avaló el pedido de la fiscalía y acusó al hombre por los delitos de desobediencia a la autoridad, encubrimiento por receptación dolosa y tenencia de arma de fuego de uso prohibido.

Te puede interesar...

Todo transcurrió entre las 12 y las 17:20 del 3 de marzo cuando, según detalló la fiscal Inés Novoa, el acusado recibió dos animales a sabiendas de su procedencia ilícita.

El hecho fue descubierto ese mismo día, cerca de 17:25, cuando el acusado conducía un Chevrolet Corsa, en el que circulaba junto a otros dos hombres y dos adolescentes de 14 y 15 años.

Fue al llegar a calles Crouzellies y Pasaje de Israel cuando tres efectivos de la Comisaría 12 que patrullaban la zona les dieron la voz de alto para identificarlos.

Sin embargo, lejos de detenerse, el acusado aceleró la marcha, por lo que comenzó una persecución policial durante la que uno de los pasajeros sacó una tumbera por la ventanilla detrás del conductor y les apuntó a los policías.

“No entiendo nada. Es la primera vez que estoy en esto, jamás tuve ni anduve en un delito ni nada. De hecho, yo me encuentro trabajando hace un tiempo, tengo un buen sueldo, es todo nuevo”, dijo el acusado, el joven, que conducía el auto en el que se encontraban los animales, tomó la palabra tras escuchar el relato fiscal.

Ante esta situación, los uniformados realizaron un disparo disuasivo con la escopeta reglamentaria y lograron interceptar el vehículo sobre calle Ferromola.

Allí, uno de los pasajeros alcanzó a huir, mientras que otro hombre y el acusado fueron atrapados por los efectivos cuando intentaron salir corriendo del Corsa. Los adolescentes, en cambio, fueron entregados a sus padres.

Pero la secuencia no culminó allí, sino que fue en ese instante cuando un chillido que provenía desde el baúl llamó la atención de los efectivos, que se dispusieron a abrirlo. Fue así como, para su sorpresa, hallaron en su interior a dos cerdos de pocos meses de vida que habían sido robados horas antes en el barrio Parque Industrial. Asimismo, se secuestró la tumbera del interior del auto.

LEÉ MÁS

Plottier: lo declararon culpable por violar durante siete años a la hija de su pareja

Confirman que el acusado de abusar de una nena escapó a Chile junto a su madre

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario


Lo Más Leído