Azafatas blanqueaban dinero para jefes narcos

Trasladaban billetes escondidos en reconocidas compañías aéreas.

Bogotá.- En julio de 2015, el equipaje de Rosalba Vargas Peña -por entonces eficiente jefa de cabina internacional de la aerolínea Avianca- fue elegido por la Dirección de Impuestos y Aduanas Nacionales de Colombia (DIAN) y la Policía Fiscal y Aduanera (Polfa) para una revisión de rutina.
La joven azafata de 25 años llegaba entonces de Madrid. En un primer momento, las autoridades hallaron efectos de aseo y prendas íntimas. Luego encontraron 180 billetes de 500 euros, que Vargas Peña intentaba ingresar al país en el doble fondo de su maleta.

Ella no fue la primera en caer. Otras de sus compañeras la esperaban en la prisión El Buen Pastor, donde fueron encarceladas por formar parte de una red de lavado de activos del narcotráfico mexicano y colombiano.

La investigación del Homeland Security Investigations llevó a una serie de arrestos. Una auxiliar de vuelo fue detenida en abril del 2015 con 15.000 dólares; otras tres el 19 de julio con 700.000 dólares, y dos más, el 14 de julio con 430.000 dólares.

El vicefiscal Jorge Perdomo estima que la red movía hasta 250 millones de dólares por año, sin importar los arrestos. "Creemos que esta narcorruta de blanqueo de divisas lleva operando más de 20 años y es tan lucrativa que no les importa que caigan algunas", confirmó una fuente oficial a un diario colombiano.

Están acusadas de formar parte de una red que operaba con fondos provenientes del negocio de la droga en México y Colombia.

Nexos


Finalmente, unos días atrás, las autoridades de Estados Unidos y España, en coordinación con la Dirección de Investigación Criminal e Interpol (Dijín) y la Fiscalía, realizaron un total de 58 capturas, en el marco de un operativo de gran envergadura, que incluyó 13 allanamientos simultáneos.
Entre los detenidos se encuentran nexos con las bandas narco, ex empleadas de las compañías aéreas Avianca y LAN, azafatas jubiladas y el ex contratista del duty free shop del aeropuerto El Dorado.

Homero Prieto Rivera, alias "el Tío", es señalado como uno de los integrantes de la organización. Es el contacto con los narcotraficantes colombianos y mexicanos de al menos cuatro cárteles.
Prieto Rivera, detenido en Medellín, es dueño de una cadena de casas de cambio que le servía para recibir y entregar el dinero de la mafia. Uno de sus cuñados se desempeña como congresista del estado de Sinaloa, territorio de Joaquín "el Chapo" Guzmán.

Un oficial de la Dijín que participó en el operativo de desmantelamiento explicó: "La red tenía bajo su control el ciclo completo del blanqueo de divisas y del reclutamiento de los correos humanos. Además, contactos en el aeropuerto El Dorado de Bogotá".

Una fuente federal señaló además que no se descarta que los cabecillas de la red "sean solicitados en extradición por el monto y modalidad de las divisas que le movían a la mafia".

Reclutaban a las más bellas


Magnolia Ramírez, alias "Flaco", una auxiliar de vuelo de Avianca, es quien se encargaba de reclutar a las azafatas más lindas. Fue detenida en Quinta Paredes. Junto con ella trabajaba Jaime Rufino Blanco, un sobrecargo con residencia en un lujoso departamento y dueño de vehículos de alta gama. John López Arjona es quien llevaba parte del dinero que traían las azafatas hasta Perú y Bolivia para el envío de cargamentos de droga con destino a EE.UU. y Europa.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído