Carrera sanitaria en Neuquén: ¿de qué se trata este debate?

Ricardo Corradi Diez. Ministro de Salud

Se ha planteado una discusión con respecto a lo que había y lo que hay. Yo me pregunto, si lo que hay incluye a lo que había y lo mejora en cada punto y además se introduce una carrera sanitaria para cada uno de los actores del sistema de salud, entendiendo que es para el gobierno de la provincia prioritario poder seguir creciendo en el mejor sistema de salud del país, ¿de qué se trata este debate?

Si partimos de esta base, vemos que todas las apreciaciones que se han hecho son sólo interpretaciones personales basadas en conceptos individuales y malintencionados o mal informados, intentando solamente crear confusión con datos erróneos.

Tenemos el fuerte compromiso de dar solución y respuesta a los diferentes problemas que se nos iban presentando. Tuvimos que dar grandes charlas y debates con todos los actores del sistema de salud en cada uno de los momentos por los que atravesamos y es allí donde fuimos viendo la necesidad de mejorar el sistema y dar respuesta a los puntos que más anhelaban los trabajadores de salud, como mejorar los salarios, contemplar las guardias, reconocer el esfuerzo y cuidar a quienes entregan y entregaron su vida día a día a este sistema.

El eje fundamental de la planificación del sistema de salud está basado en la figura del full time, lo cual se mantiene. Pero es importante entender que en el siglo que vivimos, en las exigencias de las nuevas generaciones y en la diversificación de las especialidades, necesitábamos contar con una figura igual o más exigente que el full time y que nos permitiera tener la posibilidad de captar profesionales de diferentes sectores para que presten servicios en los hospitales, manteniendo la posibilidad de conservar su título.

Es por eso que, producto de muchas entrevistas y charlas con diferentes especialistas, se entendió que en la figura del rendimiento óptimo, la cual no retiene el título del profesional, pero es igual o más exigente que el full time ya que mes a mes debe ganarse esta remuneración cumpliendo con el presentismo, la cantidad y calidad de prestaciones basadas en la especialidad, podía existir esta posibilidad que, sumada a las herramientas que hoy tenemos y que se mantienen, favoreciera la incorporación de profesionales.

Entendemos que existen diversas opiniones y diversos puntos de vista, y es por eso que hemos conformado una sociedad democrática donde las expresiones siempre deben ser tomadas para el enriquecimiento de los objetivos comunes. Pero es importante darnos el tiempo para que estas herramientas puedan ser evaluadas como lo fueron en su oportunidad cada una de las modificaciones que se introdujeron para fortalecer. El tiempo dirá si la búsqueda de las mejores condiciones laborales para los diferentes agentes del sistema, manteniendo la escala salarial, reconociendo la diversidad de cada uno de los actores, manteniendo los agrupamientos, introduciendo mejores condiciones laborales y salariales, tuvo el resultado esperado.

Como lo he manifestado en otra oportunidad, es nuestro compromiso reconocer y cuidar a los actuales representantes y trabajadores del sistema de salud.

Con respecto al sistema de guardias en la dispersión provincial que tenemos de hospitales, las realidades son muy diferentes. La cantidad de guardias para los profesionales del sistema de salud está distribuida en forma proporcional y bajo las mismas oportunidades. Pero por diferentes motivos (certificados médicos, licencias, etc.), algunos profesionales se ven en el compromiso y obligación de hacer mayor cantidad de guardias para cubrir ese déficit. En el convenio colectivo se contempla esta situación y se reconoce el esfuerzo del profesional que se recarga.

Yo me pregunto: ¿la calidad del sistema de salud neuquino se puede reducir solamente a las condiciones de contratación? ¿No es faltar el respeto a cientos de trabajadores que durante años de dedicación, compromiso y entrega han hecho grande este sistema?

El gobierno de la provincia de Neuquén es el más interesado en conservar, mantener y mejorar lo que juntos hemos construido por más de cincuenta años. El orgullo que sentimos cuando hablamos de nuestro sistema de salud es fruto de la formación, la entrega y la dedicación de miles de mujeres y hombres que optaron por la vocación de servir a los demás.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario



Lo Más Leído