Cómo se transmiten y se previenen los tipos de hepatitis virales

Ayer se celebró el día mundial contra esta enfermedad que afecta directamente al hígado.

Ayer se celebró el Día Mundial contra la Hepatitis, una enfermedad que, según datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS), sufren 325 millones de personas en el mundo, principalmente las categorías B y C crónicas.

Durante el 2015, las hepatitis virales causaron 1,34 millones de muertes, comparable a las causadas por la tuberculosis y el VIH combinados. “Llamamos hepatitis a la inflamación que ocurre en el hígado por cualquier causa, detectada por elevación de las enzimas llamadas transaminasas, pudiendo aparecer o no síntomas clínicos como cansancio, color amarillento en la piel -ictericia-, orina oscura -coluria-, entre otros” explicó la doctora Paula Rodríguez Iantorno (M.N. 95422), médica infectóloga de Helios Salud.

Te puede interesar...

La palabra hepatitis se suele asociar comúnmente con ciertas infecciones virales que afectan directamente al hígado, se trata de virus conocidos como hepatotropos primarios. Entre ellos los más frecuentes son los virus de la hepatitis A, B y C, pero no es infrecuente hallar hepatitis causadas por otros virus inespecíficos llamados hepatotropos secundarios, tales como el Citomegalovirus o Epstein Barr en el contexto de una mononucleosis. Otra situación frecuente es la hepatitis tóxica, aquella originada por medicamentos, hierbas y otras sustancias.

Cada virus tiene su vía de transmisión específica, con el final común de afectar al hígado con un comportamiento propio en el organismo. Por ello las hepatitis A, B y C son tres entidades diferentes. Así como la creencia popular relata que la A es la más inocente, puede no ser así si se adquiere en la edad adulta (se adquiere la HAV), siendo una de las causas más frecuentes de trasplante hepático por hepatitis fulminante. Es por eso que es importantísimo darse la vacuna contra este virus.

Por su parte, la transmisión de la hepatitis B (HBV) es a través de la sangre y fluidos genitales. El preservativo es el método de barrera recomendado para su prevención. La hepatitis C es una infección curable en el 95% de los casos.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario


Lo Más Leído